huesca 

Cambiar Huesca presenta una moción sobre la propiedad de la Iglesia en bienes que pertenecían al pueblo

Esta situación genera gran rechazo entre los vecinos de pueblos al comprobar cómo bienes inmuebles que eran de la comunidad han pasado a la Iglesia 

Luis Arduña e Ignacio Río
Luis Arduña 

Luis Arduña, portavoz de Cambiar Huesca en la Diputación Provincial de Huesca, presentará una moción al pleno de la DPH, que se celebrará este próximo jueves 3 de mayo, en relación con los bienes inmatriculados por la Iglesia católica en los municipios altoaragoneses. Arduña hacía alusión a que esa situación ha provocado un gran rechazo entre los habitantes de muchos pueblos al comprobar cómo bienes inmuebles que tradicionalmente eran de la comunidad han pasado a “engrosar el nutrido patrimonio eclesiástico”.

Luis Arduña, portavoz de Cambiar Huesca en la Diputación Provincial de Huesca
TOTAL TV ARDUÑA
ARDUÑA 1 MOCION 30

El portavoz exponía este lunes en rueda de prensa los motivos que les ha llevado a presentar esa moción. Uno de ellos es que la Iglesia inmatriculó (se hizo propietario) de 2.023 bienes de diversa índole en todo el territorio aragonés, de los cuales 1.239 son de la provincia de Huesca, durante el periodo 1998-2015, desconociéndose cuántos lo fueron desde 1978-1998. 

Arduña hacía alusión a que esa “actividad registradora” ha producido situaciones inaceptables que “han provocado un gran rechazo entre los habitantes de muchos pueblos al comprobar cómo bienes inmuebles que tradicionalmente eran de la comunidad han pasado a engrosar el nutrido patrimonio eclesiástico”.

Por tanto, en este escenario, señalaban las casas que habían sido construidas por el pueblo para el cura, huertos cedidos para el uso de este, campos, ermitas de advocación popular edificadas y mantenidas por el vecindario, terrenos rústicos y urbanos que se ponían a disposición del párroco, han dejado de ser propiedad de los vecinos para convertirse en bienes de la Iglesia “con la sola firma del obispo de la diócesis correspondiente”.

Por su parte, Ignacio Río, concejal de Cambiar La Sotonera, junto con Arduña, ponían como ejemplo la prohibición dictada recientemente por el párroco de Bolea, que impidió la celebración de un concierto en La Colegiata y que “pone de manifiesto que la Iglesia ejerce su recién adquirida propiedad para impedir que los legítimos dueños dispongan y disfruten de los bienes que siempre les han pertenecido y que, para mayor agravio, han sido restaurados y rehabilitados con dinero público”.

Ignacio Río, concejal de Cambiar La Sotonera.
TOTAL TV RIO
RIO 1 MOCION 30

Por todo ello, el Grupo Provincial Mixto presenta para su debate tres puntos. El primero de ellos, lamentar la situación, donde la DPH manifiesta su “absoluto rechazo” al aprovechamiento patrimonial que ha llevado a cabo la Iglesia. Además, en segundo lugar, se propone que la Diputación de Huesca facilitará a los municipios que soliciten el acceso a los servicios de asistencia técnica jurídica para “recobrar la propiedad colectiva de esos bienes que tradicionalmente han pertenecido a la comunidad vecinal”.

Por último, la DPH lamenta la “política restrictiva” que la Iglesia está aplicando en relación con la celebración de actos culturales en edificios vinculados al culto, especialmente cuando han sido “rehabilitados con dinero público con el fin de preservar su valor patrimonial”.

Comentarios