COMARCAS

"Cielos de Ascara" siembra su tercera cosecha de boliches ecológicos y solidarios

El Proyecto de Atades en el Pirineo aragonés persigue el impacto social mediante el cultivo y recuperación de variedades autóctonas

Plantación de boliches en el pueblo de Ascara, del municipio de Jaca
Plantación de boliches en el pueblo de Ascara, del municipio de Jaca. Foto de Borja Duarte

El equipo de inclusión socio laboral integrado en el proyecto “Cielos de Ascara” participa en el proceso de siembra de la tercera cosecha de boliches ecológicos, una variedad autóctona que se comercializará con fines solidarios bajo la denominación “Legado de Ascara”. Se trata de la segunda cosecha dedicada a la distribución de esa legumbre, ya que la primera fue íntegramente destinada a la recuperación y conservación del boliche, en el contexto del proyecto de alto impacto social “Cielos de Ascara”, dedicado a la recuperación del patrimonio natural y agroecológico mediante la formación e integración laboral de personas en riesgo de exclusión socio laboral.

“Cielos de Ascara” trabaja en las comarcas de La Jacetania y el Alto Gállego inscrito en el ámbito de actuación de Atades, la Asociación Tutelar Aragonesa de Discapacidad Intelectual que tiene su ámbito de actuación en Zaragoza y, desde este proyecto, también en ambas comarcas altoaragonesas. Lo hace
a través de su Centro Especial de Empleo Gardeniers. Durante estos días, el equipo de Cielos de Ascara trabaja en la siembra de dos variedades de boliches: variedad ´blanca´, con una producción estimada de 200 kilos, y variedad ´amarilla´, de la que se espera una producción de 150 kilos. Además, se han sembrado boliches de la variedad amarilla en plantero para hacer una prueba y compararlos con los boliches sembrados directamente en la huerta. Ambas variedades de boliches destacan por su alta calidad y la finura de su piel.

En las tierras de Ascara, a finales de mayo también se sembraron 900 kilos de patatas de la variedad agria, con la previsión de que el próximo otoño se recoja una producción estimada de 4.000 kilos. Además, por primera vez, se han plantado piparras. En su conjunto, “Cielos de Ascara” trabaja también en el cultivo de trufa, espárragos, variedades de legumbres y cereales autóctonos, y desarrolla un proyecto de apicultura ecológica de trashumancia bajo la denominación “Legado de Ascara”.

Esta producción está avalada mediante alianzas estratégicas de ATADES con el Centro de Innovación y Tecnología Agroalimentaria de Aragón (para la investigación y recuperación de variedades en riesgo de extinción), el Consejo Aragonés de Agricultura Ecológica, el Centro Nacional de Seguridad y Tecnología Agroalimentaria), la Fundación Alicia (Alimentación y Ciencia), y la Fundación Inuit. Del mismo modo, cuenta con el aval de la Fundación Lealtad, en lo relativo a transparencia y buenas prácticas.

En el contexto de ATADES, la producción y distribución, así como su transformación agroalimentaria conectan directamente con Gardeniers y con elObrador propio de Conservas ecológicas, el primero de estas características en Aragón.

Proyecto de recuperación 
El origen del proyecto "Cielos de Ascara" está en la herencia de una familia solidaria del Pirineo aragonés que legó su patrimonio a ATADES para hacerlo de manera responsable y útil para la sociedad. Ese legado está formado por terrenos de monte y cultivo y alguna edificación agrícola en Ascara.

"Cielos de Ascara", con sede en Jaca y Ascara, ha edificado en torno a ello un proyecto de recuperación de cultivos tradicionales y agricultura ecológica, apicultura y cultivos y crianza ganadera responsable. El objetivo es doble y se centra en contribuir de manera decisiva a dinamizar y vertebrar el territorio donde reside ese legado. Por una parte, para dar respuesta a la confianza que lo mereció y en ayudar a transformar la sociedad de manera responsable y, de otra, mediante la integración, formación y empleo para personas con dificultades de integración sociolaboral.

Así, un equipo profesional liderado por profesionales especializados en diferentes materias, desde la ingeniería agroambiental hasta la asistencia social, trabaja en esos objetivos, con base geográfica en Ascara y Jaca y sin límites geográficos para hacer extender las posibilidades de trabajo, inserción, ydistribución de productos agroecológicos de gran calidad y valor como la miel, las legumbres, las hortalizas y otros que están por venir.

"Cielos de Ascara" parte de la agricultura ecológica y la recuperación de cultivos autóctonos en vías o en riesgo de extinción, e incluye otros ámbitos de actuación, siempre desde la óptica orgánica, como la apicultura, la transformación en conservas y transformados de alta calidad y la crianza avícola por métodos tradicionales y naturales.

Comentarios