SUCESOS

Cinco rescates sin consecuencias graves durante el fin de semana

En su mayoría, se trataba de lesiones de tobillo, rodilla o una familia que se extraviaba mientras realizaba senderismo

Una mujer de 39 años de Badalona se torció un tobillo mientras ascendía el Arco de Piedrafita en Panticosa. Se dirigieron al lugar el helicóptero de la Unidad Aérea de la Guardia Civil de Huesca, EREIM de Panticosa y médico de 061. Fue trasladada en el helicóptero hasta la helisuperficie de Panticosa y, de allí, por sus propios medios, hasta un centro médico.

Sobre las 15:00 horas, el mismo sábado, se solicitaba ayuda por parte de 6 personas, dos adultos y cuatro menores que se encontraban extraviados en la Sierra de la Partacúa, el mismo personal que en el rescate anterior se dirigieron al lugar y tras localizar ilesos a los seis extraviados fueron evacuados hasta su vehículo. Se trata de un varón y una mujer de 47 y 44 años respectivamente, junto con 4 menores, todos ellos vecinos de Madrid.
 
A la misma hora se recibió un aviso en la central 062 de la Guardia Civil de Huesca, informando de que una mujer se había lesionado una pierna cuando descendía por el sendero de la Costera de Otín, que le impedía seguir caminando. Se dirigieron al lugar EREIM de Huesca, Unidad Aérea de Huesca y médico del 061. Tras localizar a la accidentada en el barranco Mascún (Bierge) se deja a los especialistas en el lugar junto con el médico del 061, el cual procede a realizar las primeras atenciones médicas, inmovilizándole la pierna y preparando su evacuación con la ayuda del helicóptero, siendo trasladada al Hospital San Jorge de Huesca. Se trata de una mujer natural de Reino Unido de 65 años.
 
El cuarto aviso se recibió en torno a las cuatro de la tarde en la central 062 de la Guardia Civil, indicando que un esquiador de travesía se había caído en la zona denominada Foru Tancau (Benasque) y se había lesionado la rodilla, por lo que no podía continuar el descenso. Se dirigen al lugar GREIM de Benasque, Unidad Aérea y médico del 061, una vez localizado el accidentado se procede a inmovilizarle la pierna y se evacúa en helicóptero hasta la helisuperficie de Benasque. Se trata de un varón  de 40 años vecino de Zaragoza.
 
Por último sobre las 17’00 horas se recibió el último aviso, informando de que una esquiadora de travesía cuando descendía el Pico Garmo Negro (Panticosa), se había lesionado la rodilla, se dirigen al lugar helicóptero de la Unidad Aérea de la Guardia Civil de Huesca, EREIM de Panticosa y médico de 061, una vez localizado el accidentado se le inmoviliza la pierna y es trasladado a la helisuperficie de Panticosa. Se trata de una mujer de 48 años vecina de Vizcaya.

Comentarios