URBANISMO

Comienza la reurbanización de dos tramos de las calles Argensola y Martínez Vargas en Barbastro

El Ayuntamiento de Barbastro invertirá 64.992 euros en esta obra, que obligará a cerrar al tráfico las zonas afectadas

Imagen de la calle Argensola, una de las que será reurbanizada en las próximas semanas.
Imagen de la calle Argensola, una de las que será reurbanizada en las próximas semanas.

El Área de Urbanismo del Ayuntamiento de Barbastro inicia este martes las obras de reurbanización de dos tramos de las calles Argensola y Martínez Vargas. El plazo de ejecución del proyecto es de tres meses y supone una inversión de 64.992,73 euros.

Con la ejecución de esta obra, cuya superficie de actuación es de 568,93 metros cuadrados, finaliza la reurbanización de esta zona del casco histórico, donde se ha optado por calles con la pendiente hacia el centro y sin aceras, dando prioridad al peatón.

La actuación en la calle Argensola abarca el tramo comprendido entre los números 1 y 17, es decir, desde el entronque con la calle General Ricardos hasta el primer cruce, a la altura del antiguo teatro Principal, ya que el resto de la vía está reurbanizada. Su ejecución obligará a cerrar al tráfico rodado dicho tramo desde el martes hasta su finalización.

Las obras, con una superficie de actuación de 354,66 metros cuadrados, consisten en la mejora del pavimento y el arreglo de un hundimiento a la altura del número 17, así como la sustitución de los servicios urbanos de saneamiento y agua potable, la mejora de la recogida de aguas pluviales y la preinstalación de los servicios de baja tensión, alumbrado y telefonía.

La actuación en la calle Martínez Vargas afectará a una superficie de 214,27 metros cuadrados, desde el centro de la UNED hasta cerca del entronque con Escuelas Pías, es decir, al único tramo sin reurbanizar de la vía.

Las obras consisten en la demolición del acerado y los bordillos y la pavimentación de la calle con la misma solución del resto del entorno, sin aceras y con las pendientes hacia el centro. En este caso no será necesario sustituir las instalaciones actuales ya que fueron renovadas en 2009, cuando se reurbanizó el otro tramo de la vía.

El cierre al tráfico de este tramo de la calle se realizará tratando de causar las menores molestias posibles y siguiendo el calendario de la actuación, lo que se anunciará antes de su inicio.

Comentarios