sucesos 

Desarticulada una banda criminal dedicada a la pesca y tráfico ilegal de carpas y siluros

Uno de los grupos pescaba de forma ilegal en la provincia de Huesca 

Sirulos pescados ilegalmente y que serían vendidos de forma ilegal para consumo
siluros pescados ilegalmente y que serían vendidos de forma ilegal para consumo

Agentes de la Policía Nacional han desarticulado una organización criminal dedicada a la pesca y tráfico ilegal de carpas y siluros hacia mercados del este de Europa. En la operación han sido detenidas siete personas y se han intervenido cuatro toneladas de siluros recién pescados. Tras las investigaciones realizadas se detectaron tres grupos interrelacionados con presencia en Huesca, Zaragoza y Lérida.

Los detenidos pescaban en la cuenca del Ebro con artes prohibidas como electricidad o redes ilegales y almacenaban el género en precarias condiciones de salubridad, lo que suponía un grave riesgo para la salud de los consumidores.

Absoluto desprecio a la salud de los consumidores

Cabe reseñar el absoluto desprecio a la salud de los consumidores y a los posibles efectos adversos que pudiese generar el producto al ser consumido en tan lamentable estado de salubridad; y que se ponía de manifiesto en el hecho de tener que limpiar el producto con lejía para que perdiese el olor a podredumbre que le acompañaba.

Sirulos encontrados por la policía nacional
Sirulos encontrados por la policía nacional

Finalmente y una vez acreditado todo lo anterior, lugar de almacenamiento, personas implicadas en los diferentes escalones de la organización, desde pescadores, transportistas, almacenistas, distribuidores, se decidió iniciar la explotación de la operación el día 14 de mayo que se saldó con la detención de siete personas en España y la intervención de cuatro toneladas de siluros recién pescados.

Sirulos encontrados por la policía nacional
Comentarios