El Gobierno de Aragón afirma que no hay ninguna orden de paralizar las obras en Cerler

Los restos arqueológicos encontrados en las obras han puesto en alerta también a los ecologistas para criticar la ilegalidad del proyecto.

Obras de ampliación de Cerler por Castanesa
Obras de ampliación de Cerler por Castanesa / Plataforma en Defensa de las Montañas de Aragón

La ampliación de la estación de Cerler por Castanesa sigue creando polémica. La plataforma en defensa de las montañas de Aragón ha emitido un comunicado en el que afirman que las obras que se estaban realizando han sido paralizadas “por ser ilegales” y “no contar con los preceptivos estudios y permisos previos necesarios para su inicio.” Unas obras que según el Gobierno de Aragón siguen el calendario previsto y que “ No hay ninguna orden de paralización, la obra avanza conforme a lo planificado" informa Heraldo.

Desde la plataforma se ha indicado que Declaración de Impacto Ambiental del proyecto está “ obsoleta y desfasada". Sin embargo, señala la plataforma,  "la empresa Aramón S.A. había comenzado dichas obras sin cumplir con dicho condicionado mínimo y saltándose la escasa legalidad que tenía que cumplir". 

La aparición de unos restos arqueológicos de la zona también han alarmado a la plataforma que sigue argumentando la ilegalidad del proyecto con “la ausencia del obligatorio estudio previo de patrimonio arqueológico en una zona plagada de yacimientos megalíticos catalogados y que debía haber sido supervisado por la Dirección General de Patrimonio Cultural, que ahora ha entrado en escena y ha motivado la paralización de las obras.”.

A esta crítica el Gobierno de Aragón ha respondido señalando que Patrimonio está supervisando todos los restos encontrados en el territorio.

Comentarios