INFRAESTRUCTURAS 

El reglamento de uso, paso previo a la apertura del nuevo cementerio de Barbastro

El Ayuntamiento licitará  próximamente el amueblamiento del edificio de servicios y el ajardinamiento

Cementerio municipal de Barbastro
El cementerio municipal de Barbastro dispone de 300 nichos y 60 columbarios.

Las obras de la tercera y última fase del cementerio municipal de Barbastro han finalizado. La última fase de este proyecto consistía en la ejecución de las obras en la fachada, cubierta, distribución interior e instalaciones del edificio de servicios. El Ayuntamiento de Barbastro ha invertido en el cementerio municipal más de 975.000 euros, de los que 488.351 euros corresponden al edificio de servicios.

El alcalde de Barbastro, Antonio Cosculluela, explica que están trabajando desde la concejalía correspondiente en el reglamento de uso y en la licitación del amueblamiento del edificio de servicios y el ajardinamiento.

ENTRA CORTE CEMEN 2018 (FTP BARBASTRO)

La tercera fase del proyecto que ya está realizada consistía en la ejecución de las obras en la fachada, cubierta, distribución interior e instalaciones del edificio de servicios, de 456 metros cuadrados, cuya estructura se construyó en una fase anterior. Dicho inmueble cuenta con las dependencias obligatorias por normativa, consistentes en sendos despachos para administración y dirección, vestuarios, aseos y duchas para el personal, un almacén, un depósito de cadáveres-sala de autopsias, un horno destinado a destrucción de ropa y restos y un pasillo de servicios.

En las fases anteriores se realizó el vallado perimetral, acondicionamiento de terrenos y la construcción de 300 nichos y 60 columbarios. El cementerio dispone de redes de distribución de agua, instalación eléctrica y zona para aparcamientos exteriores.

La construcción del cementerio municipal se inició en 2011 y se ha desarrollado por fases debido a su magnitud. En la fase previa se realizó el vallado perimetral y el acondicionamiento del terreno; una primera fase en la que se construyeron 300 nichos y 60 columbarios prefabricados, además de la distribución del agua en la parcela y la instalación eléctrica; y una segunda fase en la que se construyó el almacén que dará servicio al cementerio, se finalizó el vallado existente entre el futuro aparcamiento y el cementerio, y se urbanizaron los viales que unen los tres pabellones con nichos y columbarios con la zona de aparcamiento y la entrada del edificio de servicios.

En total, se han invertido 486.790 euros, a los que se suman los 488.351 euros de la tercera fase y otros 60.000 euros previstos para su equipamiento.

El nuevo cementerio está ubicado a un kilómetro al sur de la ciudad, junto a la carretera N-1226, que lleva a Berbegal.

Comentarios