INFRAESTRUCTURAS

El túnel de Añisclo seguirá cerrado este verano

Las obras de adecuación se retoman la próxima semana, con un plazo de ejecución de cinco meses. El Gobierno de Aragón reconoce el "inconveniente"

Túnel de Añisclo
Imagen del túnel de Añisclo.

El túnel de Añisclo seguirá cerrado al paso de vehículos y peatones este verano, en plena celebración del Centenario del Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido. Desde el Gobierno de Aragón lamentan el “inconveniente” de que estas obras deban producirse precisamente en un periodo de tiempo en el que se está reforzando la promoción del parque, pero insisten en que se trata de trabajos “inaplazables, muy complejos y limitados por las condiciones meteorológicas”.

Así lo decía el director general de infraestructuras, José Gascón
AÑISCLO INAPLAZABLE

El pasado verano, empresarios y alcaldes de la zona ya denunciaron la merma de visitantes que y, por tanto, la merma económica que suponía para el territorio el cierre del túnel de Añisclo. El director general de Movilidad e Infraestructuras, José Gascón, transmitía a los afectados que “el trabajo previo de análisis ha sido muy serio” y que “se van a cumplir los plazos de ejecución”, previstos de cinco meses. Además, recordaba que era “imposible” que llegaran a tiempo en verano, cuando se trata de unos trabajos de actuación limitados por las condiciones meteorológicas.

AÑISCLO RESPUESTA

Gascón señalaba que “los trabajos comenzarán la próxima semana, en cuanto cesen las lluvias”. El objetivo, inciden, es “darle el empujón en los meses de verano, en los que se prevé que no haya precipitaciones, y culminarlo en otoño”.

AÑISCLO TRABAJOS VERANO

Y recordaba que la obra es “inaplazable” y que no había otra opción: “El túnel se encuentra en una situación de grave riesgo y no se puede pasar de ninguna manera”.

AÑISCLO INCONVENIENTE

El túnel de Añisclo tenía que cerrarse al público la pasada primavera, después de Semana Santa, al detectarse varias grietas en la ladera. A partir de entonces, el Gobierno de Aragón decidía actuar sobre la carretera entre Puyarruego y Buerba para garantizar un paso alternativo, y comenzaba el análisis para actuar sobre la infraestructura.

Finalmente, la actuación se cifraba en una inversión de 1,8 millones de euros, de los cuales 150.000 pudieron ejecutarse el pasado año 2017. Para los próximos meses queda el grueso de los trabajos, que contará con una inversión de 1.650.000 euros. Durante esta semana, se ha realizado el acopio de materiales a las puertas del túnel, a la espera de que cesen las lluvias para empezar a trabajar. La primera actuación consistirá en finalizar la vía ferrata en la pared de la ladera para poder realizar los trabajos de manera segura, que ya comenzaron el pasado año.  Después, continuarán los trabajos de bulonaje, consistentes en realizar perforaciones en la roca para crear una malla interna con el objetivo de que la ladera deje de deslizarse.

ENTREVISTA José Gascón, dtor. general de Infraestructuras: "Es un inconveniente que coincidan las obras con el Centenario, pero son inaplazables"
Comentarios