sanidad

Huesca superó el umbral de urgencias hospitalarias por calor en 7 de las 15 semanas del verano

La provincia tuvo 26 días de alerta con altas temperaturas

Los termómetros pueden llegar hasta los 40 grados
Las altas temperaturas disparan las alertas sanitarias


El Servicio de Vigilancia en Salud Púbica del departamento de Sanidad ha elaborado un documento de vigilancia de los efectos del exceso de temperaturas sobre la salud en Aragón en la temporada veraniega de 2018. Se ha calculado el número y porcentaje de semanas que en cada capital se ha estado por encima de la mortalidad esperada y de la que han superado el umbral del 95%. Y se ha hecho un cálculo del número de defunciones en todas las edades y para los mayores de 64 años en cada capital, comparándolo con los datos de los últimos 5 años. Los casos de Teruel y Zaragoza han sido más llamativos este verano que los de Huesca donde ha habido 26 avisos de alerta en las quince semanas del verano. Y en la provincia no ha habido exceso de mortalidad. En todo caso, coincidiendo con las semanas de más calor, se supera el umbral tanto de las urgencias hospitalarias de Huesca y Zaragoza, como de las extrahospitalarias notificadas por el 061 en todo Aragón.

Las temperaturas umbrales de disparo de la mortalidad calculadas dieron como resultado los mismos valores que los calculados en 2015. Para la provincia de Huesca fueron una máxima de 34º y mínima de 20º. Además, se activaron avisos de alerta en 2 ocasiones en
junio, 18 en julio y seis en agosto, pero las temperaturas reales solo superaron los umbrales máximo y mínimo simultáneamente los días 30 y 31 de julio, y del 3 al 7 de agosto.

A la vista de estas altas temperaturas, en Huesca capital las urgencias hospitalarias superaron el umbral superior de casos esperados en 7 de las 15 semanas de vigilancia, del 9 al 22 de julio, del 30 de julio al 26 de agosto, y del 10 al 16 de septiembre. (En 2017 se superó el umbral superior de casos atendidos en 5 semanas de 15). Se estuvo por encima de la media de urgencias esperadas en el 80% de la temporada de vigilancia en Huesca y Teruel (en 12 de las 15 semanas) y el 100% en Zaragoza.

Solo se detectó exceso de mortalidad en Teruel capital, en la semana 26 del 25 de junio al 1 de julio, y en Zaragoza en la semana 32 del 6 al 12 de agosto, tanto en población general como en mayores de 64 años. En el resto de la temporada no se ha detectado ningún exceso de mortalidad, tampoco en Huesca.

Los diagnósticos principales o secundarios de los ingresos relacionados con el calor que se han producido en esta temporada hacen referencia a golpes de calor e insolaciones, síncope de calor y, a mucha más distancia, agotamiento por calor.

Este pasado verano se han notificado en Aragón 94 atenciones en urgencias hospitalarias de patologías relacionadas con las altas temperaturas, frente a las 109 del año 2017 o las 88 del año 2016. Siete casos precisaron ingreso hospitalario (4 hombres y 3 mujeres), y se notificó una defunción directamente relacionada con las altas temperaturas.

Comentarios