COMARCAS 

La ampliación de la depuradora de Tamarite de Litera dará servicio a 8.642 habitantes equivalentes

WER
Momento de la visita realizada a las futuras instalaciones 

La ampliación de los polígonos industriales de la zona y el aumento de la población ha provocado que el Gobierno de Aragón haya decidido ampliar la depuradora de Tamarite de Litera pasando de 3.384 a 8.642 habitantes equivalentes. Durante estos años de explotación se han detectado una serie de problemas de diseño que se han agravado con la incorporación de las aguas residuales procedentes de las poblaciones de Albelda y Alcampell, del polígono industrial y de una nueva zona residencial de Tamarite en 2016.

Joaquín Olana,consejero de desarrollo
CORTE OLONA 1 DEPURADORA 18

La mejora consiste en la ampliación del volumen y reestructuración del reactor biológico, la ampliación de la instalación de aireación, la modificación del equipamiento del reactor biológico, la construcción de un decantador secundario dinámico circular, la adecuación de la recirculación y purga de fangos, la construcción de un nuevo espesador de gravedad y la construcción de un aliviadero entre el pretratamiento y el reactor biológico.

La obra tiene un coste de 769.500 euros y es ejecutada de forma directa por el Instituto Aragonés del Agua, con la adjudicación a la empresa Espina Obras Hidráulicas S.A.

El consejero de Desarrollo Rural y Sostenibilidad, Joaquín Olona, ha visitado la EDAR y ha destacado “la importancia de que los ayuntamientos se impliquen en el ciclo del agua, como es el caso de Tamarite”, y la necesidad de cumplir con las exigencias de la Directiva europea en materia de depuración de las aguas residuales.

Asimismo, ha sido necesaria la construcción de un nuevo colector en la avenida San Vicente de Paul de Tamarite y en este caso el ayuntamiento de la localidad ha optado a la convocatoria de subvenciones puesta en marcha por el Gobierno de Aragón y dirigida a entidades locales para la mejora de la depuración y el saneamiento de sus aguas residuales.

La capacidad del antiguo colector resultaba insuficiente y en época de lluvias no daba abasto para conducir las aguas pluviales provenientes del barranco de la Sosa. El coste de la obra es de 296.700 euros y la subvención concedida es de 150.000 euros.

Comentarios