TRIBUNALES

La madre de Naiara declara en la Audiencia Provincial de Huesca

La vista es en la mañana de este lunes, pero no va a ser pública, el abogado del padre biológico pidió la declaración como investigada de la madre 

Mariela Alejandra Benítez Naiara
Mariela Alejandra Benítez (20Minutos)


Como consecuencia del recurso presentado por el padre biológico de Naiara Briones, este lunes por la mañana comparece la madre, Mariela Benítez, en la Audiencia Provincial de Huesca, donde declarará con relación a la situación en que vivió su hija de 8 años, con su abuelastra y con su tío político, quien el 6 de julio de 2017 propinó una brutal paliza a la niña por no saberse la lección, provocándole la muerte.

La vista ha sido fijada para las 11:30 horas, aunque no es pública. La jueza de Jaca rechazaba hacer un nuevo pronunciamiento sobre la petición de imputación de la madre de la niña por el delito de maltrato habitual que achaca su actual marido, hermano del presunto homicida, y a la madre de ambos.

La letrada señalaba que “no sólo no existe conexión entre los hechos que le imputa a la madre el representante legal de su expareja, padre biológico de la niña, sino que la cuestión ya fue resuelta por la Audiencia de Huesca en respuesta a un recurso”. Por su parte el abogado del padre biológico insistía en pedir la declaración como investigada de la madre de Naiara, por lo que presentó el recurso de apelación  que interpuesto en la Audiencia provincial.

La admisión a trámite de este recurso obligará a los magistrados del tribunal oscense a estudiar por segunda vez si la madre de Naiara pudo incurrir en un presunto delito de maltrato por "abandono permanente" de la menor.

La propia instructora del caso ha denegado hasta en cuatro ocasiones la petición de imputación de la madre al entender que las investigaciones no habían aportado indicio alguno de una supuesta responsabilidad por maltrato continuado, delito que sí imputa a la abuelastra y al padre adoptivo de la niña.

Tanto la acusación particular, ejercida por el padre biológico de la niña, como la defensa del presunto asesino Iván Pardo, su madre Nieves P.C. y hermano Carlos P.P., solicitaron, en diferentes ocasiones, la declaración testifical de la madre, Mariela Benítez, como investigada o testigo.

En el auto se considera del resultado de las diligencias practicadas que no existe indicio alguno de participación en la muerte de su hija ni del conocimiento o consentimiento en los presuntos malos tratos que presuntamente se estaban dispensando a la menor en el entorno familiar de su padrastro.

En cuanto a la declaración de la madre como testigo, se considera “innecesaria” por entender “que no iba a resultar de utilidad”. En este sentido se añade que su declaración se considera “inútil” ya que de haber conocido los presuntos malos tratos “no los hubiera consentido”.

La jueza también rechazó una nueva exploración testifical de las dos primas menores de edad de Naiara, que fueron forzadas a asistir a los hechos que desembocaron en la muerte de la niña a manos de su tío biológico, así como la ratificación en sede judicial de los informes aportados por el colegio en el que estudiaba la menor.
 
La convocatoria de la vista por parte de la Audiencia de Huesca se realiza un día después de hacer público la instructora un auto en el que confirma de nuevo su decisión de rechazar la citación de la madre de la menor como investigada e insta a las partes a presentar sus respectivos escritos de calificación, de forma previa a la apertura del juicio oral por estos hechos.

Comentarios