MEDIO AMBIENTE

La vía verde ya cuenta con su proyecto de acondicionamiento

Elaborado por la DPH, se pretende que sea un camino natural

Vía Verde Monzón-Castejón-Barbastro
Vía Verde Monzón-Castejón-Barbastro

El Ayuntamiento de Monzón, junto con los consistorios de Barbastro y Castejón del Puente, ha recibido de la Diputación Provincial de Huesca el proyecto de acondicionamiento del camino natural que unirá la capital mediocinqueña con las dos localidades del Somontano. La conocida vía verde permitirá a senderistas y cicloturistas recorrer los 17,5 kilómetros que separan estos municipios a través del antiguo trazado del ferrocarril en desuso. Ahora, este proyecto debe ser remitido al Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación para que pueda ser incluido dentro de su Programa de Caminos Naturales y convertirse así en una realidad.

El documento, que cuantifica la inversión en 1,3 millones de euros, propone dos fases de actuación para que las infraestructuras en desuso puedan adaptarse a su nueva utilidad: el acondicionamiento de las mismas y el mantenimiento del nuevo camino natural, además de la puesta a disposición de los diferentes terrenos necesarios por parte de los ayuntamientos promotores.

El trazado que propone el proyecto tiene una longitud próxima a los 17,5 kilómetros y las actuaciones que contempla incluyen tareas de desbroce, compactación de los firmes, protecciones, cerramientos, mobiliario, señalizaciones e incorporación de las infraestructuras necesarias para la continuidad del camino natural. Discurre siguiendo esta línea del ferrocarril salvo en dos tramos en los que se aparta del antiguo camino: uno, de unos 1,5 kilómetros, a su paso por terrenos de bodegas SOMMOS, y otro, de 800 metros, a causa del desvío que provoca el corte de la plataforma por el terraplén de la A-22 y por las interrupciones de la traza junto al apeadero de Castejón del Puente.

Además, para conectar con la estación de tren de Monzón, el camino natural recorre otros cerca de 5,5 kilómetros de caminos y calles, compartiendo su uso con el tránsito agrícola y ganadero o atravesando los Sotos del Cinca, el parque de La Jacilla y el parque fluvial del Sosa.

Entre las actuaciones previstas, se encuentra la iluminación del túnel de la Paúl, en las inmediaciones del polígono industrial Valle del Cinca, con luminarias de led; el acondicionamiento del puente existente en el kilómetro 7 y la instalación de una barandilla de seguridad; y la construcción de una pasarela peatonal de madera en el cruce de la N-240.

La DPH se hizo cargo de la redacción del proyecto constructivo, que además de frenar el deterioro de dicha vía, potencia actividades alternativas tanto culturales como educativas o recreativas, incorporando al inventario provincial una nueva vía de comunicación para senderistas y cicloturistas.