SANIDAD

Las agresiones al personal sanitario denunciadas "solo son la punta del iceberg"

La provincia de Huesca denunció el pasado año 35 agresiones, de las que 12 se produjeron en el sector de Barbastro

Hospital Barbastro agresiones
Participantes y autoridades presentes en la Jornada sobre Agresiones al personal sanitario en el Hospital de Barbastro.

El Hospital de Barbastro acoge una jornada informativa y formativa organizada por la Subdelegación del Gobierno en Huesca para sensibilizar a los profesionales sanitarios, las administraciones y la población de la importancia de denunciar las agresiones, verbales o físicas, que se produzcan en los entornos sanitarios. El año pasado, en la provincia de Huesca se denunciaron 35 agresiones, de las que 12 se produjeron en el sector de Barbastro.

La subdelegada del Gobierno en Huesca, Isabel Blasco, expresaba que la principal preocupación es que “las denuncias por agresiones solo representan la punta del iceberg de la violencia que se vive en entornos sanitarios”.

BLASCO AGRESIONES

Entre las medidas para reducir las agresiones en entornos sanitarios se encuentra principalmente la sensibilización y también la puesta en marcha de la figura del guardia civil o policía interlocutor-mediador, que ayude al personal sanitario a dar el paso para denunciar cualquier tipo de agresión. Tampoco se descarta la alternativa de contratar personal de seguridad privada para aquellos centros de salud, consultores u hospitales en los que se ha detectado que hay un mayor riesgo.

José María Borrel, presidente del Colegio de Médicos, reconocía que recurrir a la seguridad privada "es una alternativa, aunque no podemos poner un guardia para que proteja a cada profesional". 

BORREL AGRESIONES

Por otro lado, Borrel destacaba la dificultad añadida de denunciar las agresiones en las zonas rurales, y a este respecto subrayaba que "tan solo un porcentaje ínfimo de las denuncias terminan en juicio, y lo que se consigue con ellas es atajar una situación de violencia".

Mapa de riesgos e interlocutores policiales sanitarios

En la jornada celebrada en Barbastro se ha explicado que ya está elaborado el mapa de riesgos de agresión en los Centros de Salud y Hospitales de la provincia de Huesca, donde también se ha creado la figura de los interlocutores policiales sanitarios y se ha nombrado a los responsables de la Guardia Civil y de la Policía Nacional que trabajarán en esta responsabilidad para tratar de reducir las amenazas, coacciones o lesiones de las que son objeto los profesionales de la salud.

En la provincia de Huesca, los interlocutores policiales sanitarios que también han participado en la jornada son, por parte de la Guardia Civil, el Comandante Pedro Fernández, y por parte de la Policía Nacional, Emilio Latorre, cada uno de ellos en sus respectivas competencias.

Las medidas tomadas, con la creación del mapa de riesgo, son imprescindibles también para poder concretar el grado o nivel de riesgo de que se produzca una agresión contra un profesional sanitario, así como para determinar las medidas policiales de prevención y protección que deben ser adoptadas.

Los interlocutores policiales territoriales sanitarios son expertos designados por las diferentes unidades de las Direcciones Generales de la Policía y de la Guardia Civil, y ellos coordinan, desarrollan y ejecutan las actuaciones relacionadas con manifestaciones de violencia o intimidación al personal sanitario.

En la jornada celebrada en el Hospital de Barbastro participaban la subdelegada del Gobierno en Huesca, Isabel Blasco; el Fiscal-jefe de la Audiencia de Huesca, Juan Baratech; la directora provincial de Sanidad en Huesca, Itziar Ortega; el Presidente del Colegio de Médicos, José María Borrell; el Vocal del Colegio de Enfermería, Antonio Millán; el gerente del Sector de Barbastro SALUD, José Ignacio Castaño, y los interlocutores sanitarios de las Policía Nacional y de la Guardia Civil, quienes han avanzado en los protocolos de prevención de las agresiones que sufren los profesionales de la Salud.

Comentarios