AGRICULTURA

Los agricultores y ganaderos garantizan la producción de alimentos para toda la sociedad

ASAJA, UAGA y UPA han decidido suspender temporalmente el proceso de movilizaciones

Logotipos de las organizaciones empresariales agrarias: ASAJA, UAGA-COAG y UPA
Logotipos de las organizaciones empresariales agrarias: ASAJA, UAGA-COAG y UPA


Las organizaciones profesionales agrarias, ASAJA, COAG y UPA, han mostrado el compromiso de los hombres y mujeres del campo con la sociedad española a la hora de suministrar alimentos de calidad, sanos y seguros, al tiempo que reivindican el carácter estratégico de un sector agrario fuerte para garantizar la seguridad alimentaria de la población ante crisis globales de efectos indeseados e impredecibles.

Además, estas organizaciones agrarias han pospuesto todos los actos, protestas y movilizaciones que se estaban celebrando por todo el país. Señalan que ahora es momento de ser prudentes y responsables, por lo que hay que poner fin, de momento, a la revuelta de los agricultores al límite. Y explican que se está demostrando que cuando se habla de soberanía alimentaria no se habla de una entelequia, sino de algo muy real y tangible, como es que las personas puedan seguir alimentándose.

Tras la reunión de su Comité de Coordinación, ASAJA, COAG y UPA, han decidido suspender temporalmente el proceso de movilizaciones agrarias ante la crisis sanitaria provocada por el coronavirus. Estas organizaciones consideran que, en la presente coyuntura, es un "acto de responsabilidad con la sociedad y con el propio sector paralizar las actuaciones y evitar todas las concentraciones masivas que puedan afectar a la salud de las personas".

Mientras tanto, seguirán las negociaciones con el Gobierno para terminar de definir un plan de choque que ponga fin a la crisis que sufren agricultores y ganaderos. Tras la reunión de la Mesa de Seguros Agrarios ayer, en las próximas semanas se espera la conformación de las mesas de fiscalidad, costes energéticos y empleo, acuerdos de libre comercio y la referente a la transposición de la directiva sobre prácticas comerciales desleales.