covid-19

Los sindicatos médicos denuncian descoordinación en los test a los profesionales

Cesm y Fasamet, que los reclamaron hace más de un mes, han dirigido un nuevo escrito a las consejeras para que se unifiquen y se hagan en 10 días

test ELISA, que diferencian los anticuerpos generados
Los profesionales solicitan los llamados test ELISA, que diferencian los anticuerpos generados

Descoordinación y falta de un criterio único a la hora de realizar los test de coronavirus a los trabajadores sanitarios y sociosanitarios de la Comunidad Autónoma. Esta es la nueva denuncia de los Sindicatos Médicos de Aragón (Cesm y Fasamet), que dirigían este lunes un nuevo escrito a la consejera de Sanidad, Sira Repollés, y a la de Ciudadanía y Servicios Sociales del Gobierno de Aragón, María Victoria Broto, para que se unifiquen estas pruebas y se lleven a cabo de forma inmediata, en el plazo máximo de 10 días.

Como ejemplo de esta falta de coordinación explican que en el Sector II de Zaragoza se están realizando en el ámbito hospitalario pero no en el de Atención Primaria, y son test de escasa fiabilidad porque no garantizan la discriminación del estado inmunitario, mientras en el Sector III se emplean test serológicos ELISA, que sí la garantizan.

Los sindicatos médicos plantean un criterio único que consiste en hacer primero una prueba serológica para detectar la presencia de anticuerpos (tests de doble banda con garantía de que discriminen el estado inmunitario o ELISA) y en caso de dar positivo realizar un test PCR para confirmar la prevalencia de la enfermedad.

Ambos sindicatos recuerdan que ya el 20 de abril dirigieron el primer escrito al Gobierno de Aragón reclamando la realización de test masivos a todo el colectivo, y posteriormente enviaron otras tres solicitudes más. Los sanitarios han sufrido desde el principio duramente el impacto de la enfermedad; especialmente, como también denunciaron, por la falta inicial de equipos de protección individual (EPIs) adecuados. En estos momentos, hay 829 casos de positivos acumulados (había más de 900 pero la DGA ha reducido esta cifra al eliminar los detectados con test rápidos) que suponen casi el 15 % del total de afectados, explican.

Aunque ya el 28 de abril el Departamento de Sanidad emitió una orden para que se llevaran a cabo los test, su ejecución ha sido irregular y descoordinada, denuncian, por lo que exigen una mejor organización en todos los sectores sanitarios. 

Comentarios