CAPELLA

Los vecinos de Laguarres ya vuelven tener agua apta para consumo humano

El Ayuntamiento ha decidido vaciar el depósito y volver a llenarlo con agua transportada en cisternas

El Ayuntamiento de Capella ha decidido vaciar el depósito de agua de Laguarres y volver a llenarlo con agua traída con cubas. La alcaldesa Ángela Sarriera ha confirmado que esta medida se mantendrá hasta que se solucione el problema con los niveles altos de nitrato que se detectaban la pasada semana en una analítica del agua.

El Ayuntamiento decidía en una reunión mantenida este jueves vaciar por completo el depósito, con una capacidad para 90.000 litros de agua, y volver a llenarlo con agua transportada en las cisternas de una empresa de la zona. De esta manera, los vecinos vuelven a disponer de agua de boca y, por otra parte, se evita que tengan que salir de casa a recoger el agua que era lo que venían haciendo desde el pasado jueves.

En la actualidad son unos 30 (40 como máximo) vecinos los que viven en Laguarres.