COMARCAS

Miguel Gracia reclama una discriminación administrativa que facilite el emprendimiento en el medio rural

El I Foro Nacional de Turismo y Despoblamiento Rural contaba con la participación del presidente de la DPH

Foro Nacional de Turismo y Despoblamiento Rural
Una de las mesas redondas en el Foro Nacional de Turismo y Despoblamiento Rural

“La soledad de la administración local, sobre todo la del medio rural, y la burocratización que encuentran los emprendedores para instalarse en el medio rural pueden combatirse con iniciativas que al menos primen a quienes trabajan por mantener los pequeños pueblos: una discriminación administrativa que libere en cierta forma la excesiva normativa y regularización a los que están sometidos los ayuntamientos pequeños, que se les exige lo mismo que a las administraciones de ámbito superior y, sin embargo, estas pequeñas, cuentan con limitados recursos humanos y técnicos para realizar cualquier trámite”, indicó Miguel Gracia en su participación esta pasada semana en el I Foro Nacional de Turismo y Despoblamiento Rural que organizó la Asociación de Turismo Rural de Cantabria.

Asimismo Miguel Gracia se refirió a que “esta discriminación administrativa también debe revisarse y darse para posibilitar que se instalen emprendedores en el medio rural así como se deberían estudiar y reformar aquellos ratios que nos igualan a territorios mucho más poblados y mayor desarrollo económico, frente aquellos otros con ratios demográficos inferiores a zonas desérticas del norte de África y con limitaciones de desarrollo marcadas en ocasiones por políticas proteccionistas”.

El máximo responsable de la institución provincial intervino para explicar las diferentes iniciativas impulsadas para trabajar en mantener la población y en este sentido se refirió al plan de extensión de banda ancha en más de 320 núcleos de la provincia y en la siguiente acción que está ya diseñando la Diputación Provincial de Huesca: elaborar una oferta de vivienda en los pueblos de la provincia que permita a quien quiera instalarse a pobladores que tengan interés en residir en algún núcleo”.

“Hemos detectado que por motivos diferentes (turismo, tipo de propiedad….) hay muchos cascos urbanos en los que hay vivienda vacía pero sin mercado de vivienda y esa cuestión, unida al trabajo que puede aportar el disponer de una buena conectividad, han de contribuir a ofrecer oportunidades de residencia en el medio rural”, ha añadido.

Precisamente junto a él participó la ex Alta Comisionada del Gobierno para el Reto Demográfico, Isaura Leal, quien defendió “la libertad de elegir el lugar de nuestra residencia y trabajo”. En este sentido indicó que “está en juego nuestro modelo de convivencia cuando hablamos de reto demográfico” y se refirió también a un indicador que está unido a la despoblación: el envejecimiento.

En la mesa, dirigida por el presidente de la asociación organizadora, Jesús Blanco, intervinieron también Lidia Diaz, presidenta de la Asociación Española contra la Despoblación, Jorge Juan, de la Asociación de Vecinos de Velosillo (Segovia) y Javier Pérez, miembro de la Asociación contra la Despoblación, y un representante de la asociación ASOPIVA.

En otras sesiones de trabajo intervinieron la consejera de Educación, Formación Profesonal y Turismo de Cantabria, Marina Lombo, la Secretaria de Estado de Turismo, Isabel Oliver, el presidente de la Red Española De desarrollo Rural, Secundino Caso, o Ricardo Blanco, de la Subdirección General de Desarrollo y Sostenibilidad Turística del Ministerio de Industria, Comercio y Turismo.

Entre el centenar de público presente, una representación de la Asociación de Turismo Verde de Huesca, encabezada por su presidente, Paco Parra, que quisieron participar en estas dos jornadas que sirvieron de foro para intercambio de iniciativas puestas en marcha en diferentes zonas despobladas para trabajar en el mantenimiento de población.

En su intervención, Miguel Gracia se refirió a cuestiones que condicionan y limitan el día a día en los pueblos. Puso en valor el esfuerzo y compromiso de los pequeños ayuntamientos, “que son la única administración que viene trabajando desde hace tiempo por el medio rural, que si ha aguantado un poco es por el trabajo de estas entidades locales”.

Se mostró de acuerdo con otras intervenciones puestas sobre la mesa de trabajo durante la primera jornada de este encuentro, como el hecho de la formación y la educación para que los jóvenes de los territorios rurales se preparen para trabajar en cuestiones relacionadas con el lugar donde viven, así como por ejemplo una Formación Profesional dirigida en este sentido.

Comentarios