integración

Monzón estrena su primer columpio adaptado

Lo más complicado  ha sido encontrar un balancín que cumpliera la  normativa para estar en un parque infantil

Balancín
Rocío ha sido la primera en estrenar el columpio adaptado / Discapacidad

Con el objetivo de hacer una ciudad más integradora, el Ayuntamiento de Monzón ha ubicado en la Azucarera el primer columpio adaptado para que los niños con alguna discapacidad puedan usarlo y de esa manera poder disfrutar del ocio con sus amigos y familiares, según explicaba el alcalde Álvaro Burrell.

Balacín

Burrell reconoce que ha sido laborioso encontrar una solución que cumpla la normativa ya que el balancín es muy voluminoso para lo que se ha optado por hacer un vallado perimetral.
La inversión ha sido de 9.000€ sin mano de obra y se está buscando otras ubicaciones para ir añadiendo columpios adaptados.
El alcalde recordaba que se está trabajando para hacer una ciudad más integradora para lo que se ha trabajado con colectivos con discapacidad física para hacer sus recorridos más fáciles desde el punto de vista de la movilidad urbana.

Comentarios