sucesos

Nueve bares son denunciados por retransmitir partidos de LaLiga de forma ilegal

La primera denuncia de LaLiga afectaba a 24 bares de la provincia, pero la mayoría legalizaron su situación


La Policía Nacional ha inspeccionado 24 bares de la provincia de Huesca por la retransmisión ilegal de partidos de fútbol, en un operativo desplegado en 18 municipios, tras una denuncia interpuesta en la Comisaría de Policía Nacional de Huesca por los representantes del Área de Integridad y Seguridad de la Liga Nacional de Fútbol Profesional. Fruto del dispositivo, se detectaron ocho establecimientos, que estaban emitiendo los encuentros con algún tipo de irregularidad, bien haciendo uso de decodificadores ilegales, utilizando contratos de tipo particular o haciendo uso de portales de streaming. Y tras haber recibido un comunicado previo de LaLiga, la mayor parte de los establecimientos habían regularizado su situación.

En un operativo llevado a cabo por agentes de las comisarías de Huesca, Jaca y Canfranc, para corroborar los hechos denunciados, se revisaron los 24 establecimientos citados, con el resultado de que nueve locales habían regularizado su situación tras la comunicación que les había realizado previamente LaLiga, si bien uno de ellos todavía mantenía un decodificador ilegal; cuatro establecimientos estaban transmitiendo los partidos con un contrato particular, en lugar de para establecimiento público; tres bares disponían de decodificadores no homologados, encontrándose uno de los locales retransmitiendo un partido de LaLiga; un local se encontraba retransmitiendo vía streaming, a través de una página no oficial de internet; y siete de los establecimientos denunciados se encontraban cerrados temporal o permanentemente.

La Policía Nacional recuerda que la emisión televisiva de estos encuentros organizados por LaLiga debe realizarse bajo un servicio de pago y sobre una base de acceso condicional, como es la codificación de la señal audiovisual. De esta forma, las emisiones legales de estos partidos de fútbol en establecimientos públicos se propician por medio del acceso condicional a través de un canal específico de televisión denominado Canal LaLiga TV. Para evitar fraudes en la emisión de estos encuentros, LaLiga adopta una serie de medidas de seguridad para poder identificar con certeza a cada cliente y poder conocer si se está reproduciendo la imagen con licencia.

Tras las inspecciones realizadas, los propietarios de los ocho establecimientos en los que se había detectado alguna irregularidad fueron oídos en declaración acerca de las anomalías observadas, al poder incurrir en delitos contra la propiedad intelectual y contra los servicios de radiodifusión de servicios televisivos de carácter condicional.

Comentarios