sucesos

Pasó varios meses con el cadáver de su madre en Almudévar

Localidad de Almudévar
Localidad de Almudévar

Una mujer, hija única y con problemas mentales, ha convivido varios meses con el cadáver de su madre. El suceso ha ocurrido en Almudévar y fue descubierto a principios de esta semana, cuando finalmente los bomberos pudieron acceder a la vivienda, según publica heraldo.es.

Se las veía siempre juntas, en la compra o de paseo. Pero un día empezaron a verlas menos, y además a la hija paseando sola. En la localidad empezaron a sospechar que algo ocurría. El lunes 20 de agosto, la Guardia Civil, con ayuda de los bomberos, la convencieron para que les dejará entrar en casa y encontraron que la madre estaba muerta sobre la cama.
Por el estado que presentaba el cuerpo, debía llevar fallecida varios meses. La autopsia determinará la fecha de la muerte, pero hacía que no se la veía por la calle cuatro o cinco meses.

Lo sucedido ha conmocionado a la localidad, donde todo el mundo se conoce, y sobre todo a los vecinos del bloque donde ambas residían, un edificio de cuatro viviendas en una calle más o menos céntrica.

Algunos habían intentado que la hija, con problemas psíquicos, les abriera la puerta, pero ella se había negado. Al final, después de conseguir una orden judicial para acceder a la vivienda, en una segunda planta, el lunes volvieron a llamar. De nuevo obtuvieron una negativa como respuesta. Con ayuda de los bomberos del Parque de Huesca, que la convencieron, lograron entrar. Lo que allí encontraron fue dantesco, empezando por el olor nauseabundo que emanaba de una habitación. La puerta había sido precintada con cinta aislante. Dentro, la ventana estaba abierta y sobre el lecho yacía la madre, octogenaria.

Para combatir el olor, la hija, además de sellar la puerta del dormitorio, había colocado ambientadores por toda la casa, y hasta velas. A la espera de lo que determine la autopsia, la señora mayor debió morir por causas naturales y la hija, dadas sus condiciones mentales, optó por mantenerla en casa.

Servicios sociales

Los servicios sociales de la Comarca de la Hoya de Huesca se hicieron cargo de la hija, de entre 50 y 60 años, y la trasladaron a un centro médico para que recibiera asistencia psiquiátrica. El jueves se celebró una misa en recuerdo de la fallecida.

El alcalde de Almudévar, Antonio Labarta, declinó comentar lo sucedido porque "este es un sitio pequeños y todos somos familia". La Guardia Civil tampoco ha querido facilitar información sobre lo ocurrido.

Comentarios