TURISMO

‘Prepirineo clandestino’: la búsqueda del tesoro en el Somontano, la Hoya de Huesca y Cinco Villas

Las tres comarcas, unidas en el proyecto Prepyr 365, lanzan un producto turístico compuesto por 11 rutas que pueden realizarse en coche o en bici

Prepirineo Clandestino
Primeros usuarios en búsqueda del tesoro escondido en Alquézar, en una de las rutas de 'Prepirineo clandestino'.

'Prepirineo clandestino' es el nuevo producto turístico y cultural que une a las comarcas del Somontano, la Hoya de Huesca y Cinco Villas a través de once rutas que recorren el territorio prepirenaico con pistas y paradas diseñadas para encontrar sus tesoros escondidos. Los grupos de acción local Adesho, Ceder Somontano y Adefo Cinco Villas van de la mano con la Asociación de Emrpesarios Turísticos Prepyr 365, para ofrecer una propuesta turística diferente y basada en el "geocaching", la localización de puntos estratégicos a través del teléfono móvil.

Mariano Altemir, presidente del Ceder Somontano y alcalde de Alquézar, donde se ha presentado el proyecto, destacaba que este proyecto muestra "el compromiso de estos tres territorios por luchar contra la despoblación". "El paisaje y la naturaleza ya la teníamos, y con esto ofrecemos una propuesta cultural diferente", añadía.

PREPIRINEO ALTEMIR

Prepirineo clandestino
Javier García y Mariano Altemir, en la presentación de Prepirineo clandestino en el Ayuntamiento de Alquézar.

Javier García, presidente de la Asociación Prepyr 365, destacaba que este producto "se adapta a todos los sectores: tanto al turismo en familia con niños, como para jóvenes que buscan aventura o quienes quieran hacerlo de manera tranquila". La ruta Al Muqtadir atraviesa las tres comarcas y es la raíz de todo el proyecto, aunque hay otras diez propuestas para descubrir distintas partes del territorio y su historia, como el legado judío en Cinco Villas o las tierras medievales; las huellas de la Guerra en la Hoya y los Gigantes de piedra en los Mallos; además de los Secretos de Guara y los Misterios de la Prehistoria en el Somontano.

PREPIRINEO GARCÍA

Para jugar, es necesario contar con un teléfono móvil, descargarse la aplicación de 'Geocaching' y buscar las propuestas de 'Prepirineo clandestino'. Con el mapa y la información de la web, los usuarios irán descubriendo las pistas y las historias que esconde cada ruta hasta llegar a encontrar el tesoro escondido.

Once rutas

Dentro de ‘Prepirineo Clandestino’ existe una ruta principal, la de mayor longitud, denominada el ‘Tesoro perdido de Al-Muqtadir’, que cruza el Prepirineo de este a oeste en busca de las 50.000 monedas de oro de este rey musulmán que, según cuenta la historia, se perdieron. Dicha ruta pasa por Alquezar, Barbastro, Huesca, Loarre, Bolea, Uncastillo y Sos del Rey Católico.

De la ruta principal nacen otros 10 recorridos con diferentes temáticas: ‘Misterios de la Prehistoria’ (Parque Cultural del Río Vero); ‘Oficios y tradiciones’ (El Grado, Naval y Buera), ‘Sefarad’ (siguiendo la huella judía en Ejea de los Caballeros, Luna, El Frago y Biel); ‘Tierras medievales’, (Undués de Lerda, Navardún, Bagües, Los Pintanos y Urriés); ‘Roma Imperial’ (legado romano de Los Bañales, Layana, Sádaba ; Biota, Sofuentes y Castiliscar, en la Comarca de Comarca de las Cinco Villas: Un rincón de Aragón para perderse las Cinco Villas); ‘Huellas de la guerra’ (Visitando la Cueva de Transmisiones de Vicién, las trincheras de Tierz, Quicena y de Estrecho Quinto, así como Monflorite, donde estuvo temporalmente herido George Orwell).

La ruta ‘Tierra de Reconquista’ propone un recorrido por el patrimonio medieval más sorprendente y escondido de ermitas como San Fructuoso de Bierge, San Miguel de Foces en Ibieca, Monasterio de la Gloria de Casbas de Huesca o la ermita de San Miguel de Barluenga.
También, ‘Secretos de Guara’, que incluye San Martin de la Val de Onsera, Pedruel, la Virgen de Rodellar, Gorgas de San Julián o la ermita de San Cosme y San Damián de Vadiello; ‘Gigantes de piedra’ (monumentos escondidos en la roca de la Virgen de la Peña de Aniés, Mirador de Marcuello y de Murillo de Gállego, Ayerbe o la iglesia de Santiago de Agüero). Y, por último, la ruta ‘Ramón y Cajal’, que sigue las huellas de este ilustre personaje, Nobel aragonés, en los pueblos por los que pasó y vivió, como Valpalmas y Ayerbe.

Comentarios