autovía huesca-pamplona

Veintisiete empresas para el control de las obras del tramo de autovía Sabiñánigo este - oeste

La empresa que ha logrado una mayor puntuación técnica es SERS, Consultores en Ingeniería y Arquitectura, S.A.U y FULCRUM, Planificación, Análisis y Proyecto S.A.U.

Un total de 27 empresas han presentado sus ofertas a la licitación que el Ministerio de Fomento publicó el pasado mes de julio para el control y vigilancia de las obras de la autovía Huesca-Pamplona, en el tramo Sabiñánigo (este) – Sabiñánigo (oeste), con un presupuesto inicial de algo más de 2,2 millones de euros (IVA incluido), y un plazo de ejecución de 45 meses.

El presupuesto de licitación de las obras asciende a 91,67 millones de euros, en Sabiñánigo Este Sabiñánigo Oestesegún se recoge en el anuncio del Boletín Oficial del Estado que se público en los primeros días de junio. La autovía Mudéjar A-23, junto con las autovías A-21 Pamplona-Jacay A-22 Huesca-Lleida, constituirá una alternativa al valle del Ebro para comunicar la cornisa Cantábrica con Cataluña. Esta licitación supone un nuevo e importante avance para la autovía A23, que se suma a la puesta en servicio, el pasado mes de marzo, de los dos tramos entre Alto de Monrepós y Lanave.

Las obras se corresponden con el tramo de autovía A-23 de nueva planta que va a sustituir a la N-330 entre el enlace de Sabiñánigo Este kilómetro 406 de la A-23, junto al kilómetro 626 de la N-330, y la intersección con la N-260 hacia Fiscal) y el enlace Sabiñánigo Oeste (cerca del kilómetro 633 de la N330), que sirve de conexión con el tramo de la A-23 ya construido entre Sabiñánigo y Jaca. El tramo se localiza íntegramente en el término municipal de Sabiñánigo, avanzando en sentido Noroeste como variante de la carretera N-330, por el exterior del vertedero de Sardas y del núcleo de Aurín.


Comentarios