DESCONTAMINACIÓN

Se han presentado los nuevos avances contra la contaminación de lindano

La última actuación es la construcción dos balsas metálicas para almacenar los vertidos de la depuradora de carbono activo de Sardas


Durante este jueves 25 se ha reunido el Comité de Seguimiento Institucional de apoyo a la gestión de residuos de HCH cuyo principal cometido es facilitar la coordinación entre diferentes ámbitos competenciales en la gestión de los residuos de la fabricación del lindano y sus consecuencias.

Han conocido de primera mano los avances del Plan estratégico de lucha integral contra la contaminación de los residuos generados por la fabricación del Lindano en Aragón. La última actuación es la construcción dos balsas metálicas para almacenar los vertidos de la depuradora de carbono activo de Sardas. Con una capacidad de 180 m3 cada una permiten tener una analítica global de cada vertido y por tanto aumentar la seguridad de la gestión de residuos en el emplazamiento. En caso de superar la autorización de vertido se retronarían a la depuradora de nuevo.

Asimismo, la Dirección General de Sostenibilidad ha explicado al comité los últimos ensayos realizados en Inquinosa con el objetivo de reducir la contaminación de sus paredes antes de del desmantelamiento.

Por su parte en la tarde del jueves se reúne, el Comité de Seguimiento Social de apoyo a la gestión de residuos de HCH que tiene como principal cometido permitir el flujo de comunicación y el ejercicio de la transparencia, de una forma ordenada, sobre la gestión de los residuos de la fabricación del lindano.
El Comité Social lo componen los grupos parlamentarios con representación en el Parlamento aragonés, las organizaciones ecologistas y agrarias, asociaciones empresariales y sindicales y el Consejo de Protección de la Naturaleza.

En unos primeros análisis de la contaminación en las paredes de la fábrica realizado mediante 20 catas se ha visto que mayoritariamente la contaminación se encuentra en la pintura interior y en el enlucido interior. Si fuera posible reducir esta contaminación antes de desmantelar los edificios, se reduciría el riesgo de dispersión de los contaminantes y se simplificaría la gestión de los escombros.

Este es el objetivo de dos ensayos realizados en la antigua fábrica de Inquinosa para descontamina el enlucido de las paredes antes de su demolición. El ensayo por la vía reductora concluye que la reducción de la contaminación en la pintura oscila entre 44 al 99% en hexaclorociclohexanos. Para el ensayo por vía oxidativa se han aplicado dos agentes oxidantes, con el primer producto las reducciones de hexaclorociclohexanos es del 84% en la pintura y del 70% en el enfoscado.

Mientras que con el segundo producto las reducciones son del 78% en la pintura y del 90% en el enfoscado. A la vista de estos resultados positivos, se procederá a retirar los enlucidos mediante fresado, en atmosfera controlada, en depresión y con presencia de niebla seca. Una vez retirados se tratarán químicamente en instalaciones en el mismo emplazamiento.

Comentarios