CULTURA

La Muestra de Cine de Ascaso se vuelca con Buñuel

El cine bajo las estrellas de Ascaso tendrá lugar del 27 al 31 de agosto

Ascaso cine
Imagen de la pasada edición de la Muestra de Cine de Ascaso.

El pequeño festival de cine ya es una tradición en Ascaso. Cada año la muestra ofrece una gran diversidad de películas de cine de autor y una oportunidad única para poder disfrutar de un cine de calidad, que no suele llegar ni a la gran pantalla ni a la televisión, y siempre en versión original.
Los objetivos de la Muestra de Cine más pequeña del mundo son acercar el cine a los vecinos del Sobrarbe y luchar contra la despoblación. Ascaso sufre un abandono por parte de las administraciones públicas, y aunque es una aldea que siempre ha estado habitada, sigue sin llegar ningún tipo de servicio básico. En palabras de Miguel Cordero, codirector de la muestra, “si se quiere que el país deje de estar vaciado lo que se tiene que hacer es recuperar con rapidez los sesenta años de abandono institucional”.

La presentación del programa de la octava edición de la muestra de cine tenía lugar en Morillo de Tou, con el codirector de la muestra, Miguel Cordero, y el gerente del centro de vacaciones de Morillo de Tou, Pedro Arbó. La presentación comenzaba con la proyección del video oficial 2019 y una degustación del vino que las bodegas Enate etiquetan para la Muestra, y concluía con la película Whiplash, de Damlen Chazelle.

Este año, el programa contará con la exposición “Nazarín” del fotógrafo Álvarez Bravo, una exposición fotográfica sobre el clásico Buñuel exclusiva en el mundo, ya que solo se ha presentado en Foto España (Madrid) y en Morelia (México), y que se podrá visitar en la calle única de Ascaso a partir del martes 27 de agosto a las 20.00 horas. Es una exposición que cede la fundación Televisa.
A continuación, a las 21.15 horas, se proyectará el cortometraje “Nö” del alemán Cristian Kaufmann, y a las 21.30 el largometraje “Zaniki”, además contaremos con la presencia de su director Gabriel Velázquez.

El miércoles, en la sesión de tarde a las 18.00 horas se proyectará en la borda norte “Oscuros y Lucientes” sobre Francisco de Goya, de Samuel Alarcón. Por la noche, a las 21:15 el cortometraje de Dekel Berenson que cuenta la historia de una niña nepalí, titulado “Ashmina”, y a las 21.30 la película “Comandante Arian” de Alba Sotorra, que trata sobre la lucha de las mujeres contra el estado islámico ISIS.

El jueves será el día de los clásicos y este año Ascaso quiere homenajear a Luis Buñuel. “Simón del Desierto” inaugurará este día en la sesión de tarde, seguido de la película “Los Olvidados” que se proyectará de noche. Tras la proyección, el coloquio contará con la intervención de Luis Miñarro, director de cine y productor; Héctor Orozco, comisario de la exposición “Nazarín”; Samuel Alarcón, director del programa “El cine que viene” de RNE; y Juan Zavala, director de comunicación en TCM.

El viernes a las 12.00 horas comenzará con una cata de vino de Bodega Enate. Por la tarde, se entregará el Premio Ascaso, después de la proyección “África en Cinecleta”, un documental de Juan Zabala, producido por TCM a partir de las imágenes captadas por Isabel y Carmelo, los premiados. Por la noche se proyectará el cortometraje “La madre Buena”, y el documental “IDRISSA, Crónica de una muerte cualquiera”, de los directores Xavier Artigas y Xapo Ortega.

El sábado 31 comenzará con un film de animación sobre Buñuel, titulado “El laberinto de las tortugas”, del director Salvador Simó. Después tendrá lugar la comida popular, seguida de una actuación en directo del grupo La Orquestina del Fabirol. Cabe destacar que este año se ha tomado la iniciativa medioambiental de que, en la comida popular, no se utilice ningún tipo de producto de plástico desechable. La noche del sábado se proyectará el cortometraje “Out off plastic”, que muestra cómo el consumo excesivo de plásticos provoca el deterioro del medio. La Muestra de 2019 concluirá con la proyección la película “La mujer de la montaña”, del islandés Benedikt Erlingsson.

“Los Relojes” es una asociación sin ánimo de lucro que organiza cada año esta Muestra, entre otras actividades. Este año, algunas administraciones ni tan siquiera han publicado su convocatoria de subvenciones. “Aparte de la falta de respeto a la ciudadanía que ello supone; deja a los festivales organizados desde el voluntariado en una situación económica muy compleja y se empieza a ver que algunos ya no han podido continuar este año” declara Miguel Cordero. El festival se consigue gracias a la participación de unos 30 voluntarios y colaboradores.

Comentarios