fútbol regional

Algunos clubes del fútbol regional no ven garantías sanitarias para volver a competir

La mayoría renuncian a inscribirse y jugar en esta temporada y piden a la FAF que reconsidere la decisión de descenderlos

Graus. CF Graus
El Graus CF es uno de los que ha decidido no inscribirse para competir este año

La Federación Aragonesa de Fútbol ha anunciado la vuelta de las competiciones y ha emitido varias circulares con las condiciones de inscripción para las categorías regionales, una vez que el Gobierno de Aragón ha dado el visto bueno para que se puedan desarrollar, bajo un protocolo sanitario que todavía no se ha presentado. En las últimas horas estaba prevista una reunión entre Óscar Fle y las autoridades de la DGA para hablar de esta puesta en marcha de unas competiciones que reúnen a más de 40.000 personas.

Pero no todos están por la vuelta y prueba de ello es que varios clubes de Primera Regional en la provincia de Huesca han emitido un comunicado en el que explican las razones por la que han tomado la decisión de no inscribirse.

En el programa SER Deportivos de Radio Huesca, representantes del Lanaja y del Graus han argumentado que ahora mismo es difícil ponerse a jugar un domingo con el riesgo de contagios, tener que realizar desplazamientos y lo que puede suponer para las poblaciones ese movimiento de personas desde otros puntos. De hecho, Lanaja es una de las que más ha sido castigada por el coronavirus en el último mes y no están dispuestos a poner en riesgo a la población.

A todo ello se suma que todavía no se ha anunciado si habrá público o no. Lo que no habrá será bar y tampoco se pueden realizar rifas, por lo que los ingresos para acometer los gastos no llegarán. Todos son inconvenientes, además de que estando ya a finales de marzo se tiene que realizar una competición exprés que no conduce a nada, indican desde estos clubes.

Pero la responsabilidad de estos clubes, que respetan a los que quieran jugar, choca con el anuncio de la Federación Aragonesa de Fútbol de que los que no se inscriban perderán el derecho a su categoría y “se considerá que renuncian, encuadrándose la temporada siguiente en la inmediatamente inferior a la presente que les hubiera correspondido”.

Es aquí donde no comparten que se tome esa medida y por eso piden a la FAF que reconsidere la decisión de descender a los que no se inscriban y que haya soluciones con reuniones en las que están dispuestos a participar y colaborar con el ente federativo para llegar a un acuerdo que pueda satisfacer a todas las partes.