baloncesto

Alicante no tuvo piedad de un Levitec Huesca muy mermado

Los peñistas se vieron impotentes ante un gran rival que venció por un contundente 84-50

Levitec Huesca banquillo tiempo muerto David Gómez baloncesto
David Gómez habla con sus jugadores durante un tiempo muerto del partido

Era un partido complicado y además había que añadir las bajas con las que el Peñas se presentaba en Alicante al no poder contar con Olin Carter, que se marchó a su país hace unos días, y con los lesionados Vilà y Cubillán. Tan solo aguantó el primer cuarto el conjunto de David Gómez, pero luego el encuentro fue un auténtico suplicio para los oscenses que no podían mantener el nivel de un rival con un gran potencial y que no tuvo lástima de Levitec Huesca para imponerse y sumar su quinta victoria con claridad por 84-50

El primer cuarto acabó con 12-12 y fue el único tramo en el que hubo cierta igualdad, además de muchos fallos en ataque y defensa por parte de ambos. Los oscenses llegaron a estar 4-12 de inicio. Pero poco le duró al Peñas la ilusión porque en el segundo las diferencias se fueron ampliando con un 20-13 que ya ponía las cosas muy difíciles para un Levitec muy espeso en ataque lo que aprovecharon los alicantinos para ir dominando con facilidad. Dos canastas de Butler y Giráldez permitieron llegar al descanso con 34-23. El parcial de 22-9 definía lo que había sucedido en la pista.

El tercer cuarto fue una losa definitiva para los altoaragoneses que vieron como la renta llegó al 54-32 y otra vez con otro parcial de 20-9 con el que se repetía la historia. Ya no había nada que hacer y más cuando las faltas empezaron a mermar todavía más en pista el equipo de David Gómez que resignado veía como Alicante hacía lo que quería para imponerse al final por 84-50.

Una derrota ante un potente rival, está claro, pero que con las bajas se antojaba más difícil si cabe poder luchar por un buen resultado. No deja de ser un partido más que esperemos no deje huella en lo moral porque el equipo estuvo a un nivel muy flojo por las circunstancias. Debutó Butler que no hizo una mala primera parte, pero le pasó factura el físico en la segunda.

Aquí no acaba nada y de hecho el martes a las 20 horas hay que jugar en Madrid ante Canoe el partido aplazado y ante un equipo con el que te puedes jugar mucho, así que hay que levantarse rápido y empezar a pensar en positivo. Eso sí, de nuevo con bajas porque, según el parte médico, “David Cubillán sufrió una microrotura de fibras en el gemelo izquierdo. Se espera que el jugador pueda reincorporarse al equipo a mediados de la semana próxima. Por su parte, Ramón Vilà, que se lesionó durante el entrenamiento del jueves, sufre una rotura de fibras en el gemelo derecho que le tendrá de dos a tres semanas de baja”.

Comentarios