sd huesca

Damián Musto puede abandonar el Huesca en los próximos días

El club azulgrana negocia la salida del argentino que no ha podido debutar esta temporada por sanción

Damián Musto comparecía ante los medios de comunicación tras el entrenamiento
Damián Musto llegó la pasada temporada al Huesca

Uno de los primeros movimientos que puede realizar la Sociedad Deportiva Huesca en este mercado invernal es la marcha de Damián Musto. La dirección deportiva del club oscense está negociando su marcha, posiblemente al fútbol brasileño, donde equipos como el Athletico Paranaense y el Inter de Porto Alegre se han interesado por su situación.

Musto lleva entrenando con el equipo azulgrana desde el pasado día 5 de noviembre, pero todavía no puede jugar por la sanción por doping que le impuso la FIFA y que concluye el día 5 de enero. En este caso siempre se ha dicho que el futbolista podría ser interesante para Míchel, como refuerzo de cara a la segunda vuelta, pero si el Huesca encontraba acomodo para el jugador en una buena operación económica, se estudiaría su marcha, como esta sucediendo ahora. Musto estaba también suspendido de empleo y sueldo en la entidad oscense durante estos meses.

Todo parece indicar que será así, ya que algunos medios argentinos ya recogen el interés por Musto. Diario Olé publica que “el próximo sábado 14 de diciembre, Eduardo Coudet (entrenador que conoce bien a Musto de su paso por Rosario Central y Tijuana) le pondrá un punto final a su paso por Racing. Y todo indica que su próximo destino será el Inter de Porto Alegre, en donde los medios locales ya aseguran que el Chacho pidió a Damián Musto como primer refuerzo. Sí, el mismo volante central que el entrenador había buscado hace un tiempo para sumarse a la Academia y que conoce de Rosario Central”, apuntan.

Según ha podido saber Radio Huesca SER, también el Athletico Paranaense está tras los pasos del jugador y el director deportivo, Rubén García, está con este asunto sobre la mesa, manteniendo gestiones para su traspaso.

Damián Musto llegó la pasada temporada como refuerzo importante para la Primera División, pero su rendimiento no convenció. Por cuestiones de contrato, el Huesca no pudo desprenderse de él, además sabiendo que estaba sancionado y no podría contar en toda la primera parte de la liga en Segunda División. Ha sido una de las inversiones más importantes realizadas por el club que ahora espera poder recuperar parte con esta operación.

Vuelta al trabajo

Mientras tanto, el equipo regresará a los entrenamientos este martes para empezar a preparar el choque ante el Mirandés. Tras la derrota con el Rayo Vallecano toca recuperar sensaciones ante un rival muy duro y en un campo muy complicado donde, por ahora, solamente ha ganado el Cádiz. Mosquera, sancionado, es la única baja, al margen de Doukuré.

Comentarios