CICLOTURISMO

El 2 de septiembre llega la segunda edición de la Ruta del Fuego

A cinco días de celebrarse el evento son ya 400 los inscritos

La Falla
Imagen de la presentación de la prueba este lunes en Pont de Suert

Esta semana se presentaba la segunda edición de la Marcha Cicloturista Gran Fondo la Falla, que organiza el Club Deportivo Wefeel con la colaboración de los ayuntamientos de Montanuy, Pont de Suert, Vilaller, Vall de Boi, las comarcas de La Ribagorza y l’Alta Ribagorça y la Diputación de Lérida. La cita deportiva llegará el domingo 2 de septiembre y en su recorrido, que une aquellos pueblos que desarrollan ritos en torno al fuego, destaca la ascensión al puerto de categoría especial de la estación de Esquí de Boi–Taull, de 14,2 kms con una pendiente media del 5,5% siendo cronometrado el tramo de Boi-Taull hasta la estación de esquí.

La marcha, de carácter no competitivo, tendrá como punto de salida y llegada Pont de Suert y comenzará a las 7.30 con dos modalidades Gran Fondo, con 133 kms y 2850 metros de desnivel y Medio Fondo que pasa, en esta edición, de 85 a 62 kms, y 1400 metros de desnivel. Se mantienen los recorridos por la Ribagorza, tanto en su vertiente catalana como en su vertiente aragonesa con puertos como los del Alto de Bonansa, coll d’Espina y la cámara de Montanuy.

Las inscripciones se sitúan ya en los 400 participantes y la previsión es que, finalmente, sean alrededor de 500 los cicloturistas. Los participantes contarán con un maillot de diseño exclusivo para vestir durante la prueba y servicios complementarios como avituallamientos para celíacos, servicios de asistencia mecánica antes, durante y después de la carrera, servicio de taxis, servicios sanitarios en cada punto de avituallamiento o servicio de fisioterapeuta, entre otros. Como la edición anterior, la organización cuenta con el apoyo del voluntariado que ayudará a que el evento se desarrolle de la mejor manera posible. El director de la prueba, Tito Pueyo, recordaba que también los voluntarios obtienen un equipamiento exclusivo que se compone de una camiseta y una sudadera corporativa.

Por su parte, la alcaldesa de Montanuy, Esther Cereza, manifestaba su satisfacción con el incremento de inscritos en la edición de este año porque demuestra, señalaba, el creciente interés de los cicloturistas por el gran potencial que tiene esta zona de la Ribagorza para practicar ciclismo en ruta.

La presidenta de la Comarca de la Ribagorza, Lourdes Pena, valoraba de forma muy positiva la colaboración entre instituciones de Aragón y Cataluña para sacar a delante una prueba que ya es un importante revulsivo para el turismo en ambas comarcas ribagorzanas.

Gran Fondo La Falla Ribagorza es una prueba cicloturista que reivindica puertos y parajes del Pirineo prácticamente desconocidos para los amantes del ciclismo, con una inversión que supera los 40.000 euros y que tiene continuidad hasta 2019.


Comentarios