rugby

El Quebrantahuesos RC jugará la próxima temporada en la Liga Catalana

Decisión tomada por el club altoaragonés ante las trabas que les pone la federación aragonesa, y en pro de un mayor nivel deportivo 

Quebrantahuesos Rugby Club
Quebrantahuesos Rugby Club

Debido al malestar del Quebrantahuesos Rugby Club con la Federación Aragonesa de Rugby, el club altoaragonés ha decidido pasar a formar parte de la Liga Catalana, donde les han recibido con los brazos abiertos.

Según explicaba Héctor Pérez, entrenador del Quebrantahuesos RC, se trata de una decisión provisional, en su objetivo de conseguir el salto a las categorías superiores, que les permitirá competir a mayor nivel.

No obstante, es una decisión basada en el poco apoyo que sienten han tenido desde la federación aragonesa en los cinco años de existencia del club, durante el cual han creado numerosas escuelas por toda la provincia, fomentando la práctica de este deporte.

QUEBRANTA LIGA CATALANA

Héctor Pérez, entrenador del Quebrantahuesos RC

En palabras de Pérez, no les quedaba otro remedio que probar; afrontan esta nueva etapa como una fase de prueba, no definitiva. Aun así, no descartan mantener a algún equipo más pequeño o de las escuelas en Aragón para poder seguir vinculados a esta federación y poder seguir aportando a la misma.

Polémica con la Federación Aragonesa de Rugby

La gota que colmó el vaso de los desencuentros entre el Quebrantahuesos RC y la federación fue el hecho de que tras haber conseguido brillantemente la clasificación para la final de la Liga Aragonesa, la junta directiva de la Federación Aragonesa de Rugby decidía, unilateralmente, jugar dicho partido que enfrentaría al Quebranta con el Club Deportivo Universitario de Zaragoza, en el campo local del Club Universitario.

El club altoaragonés denunció irregularidades en las decisiones de la Federación Aragonesa que le perjudican, ya que el reglamento dice que los playoffs (sin discriminar la final) se debe jugar a partido único en el campo del mejor clasificado, que fue el Quebrantahuesos, tras acabar primero de la liga regular y ganó la semifinal; o sino, en campo neutral.

No solo no se cumplían ninguna de las dos normas, sino que además se beneficiaba al equipo que finalizó en segundo lugar, pretendiendo disputar el partido en Zaragoza. Es por ello que decidieron no jugar la final como protesta antes esas irregularidades de la Federación Aragonesa de Rugby.

Comentarios