CICLISMO

José María Oliván, el "Titan" ciclista de Huesca

A punto de cumplir 69 años, disputará la famosa Titan Desert de BTT del 28 de abril al 3 de mayo

Olivan con su hijo Raúl con quién comparte afición ciclista
Oliván, con su hijo Raúl, con quién comparte afición ciclista

La filosofía de la prueba ideada por Juan Porcar, esta basada en el París-Dakar con recorridos muy poco señalizados, donde la navegación y la orientación juegan un papel fundamental. Se disputa en el desierto de Marruecos sobre 6 etapas y 650 kilómetros atravesando los paisajes increíbles y duros. Se trata de una carrera con bicicleta de montaña y que se caracteriza por salirse de lo tradicional. Al finalizar cada etapa todos los participantes tienen que permanecer en el campamento montado por la organización donde la aventura continúa al vivir como un auténtico nómada del desierto cada uno de los inscritos.

En la nómina de participantes de estos últimos años ha destacado el corredor de Sabiñánigo Miltón Ramos que ha sido tres veces segundo. Roberto Heras (cuatro veces ganador) , Betalu (ganador), Diego Tamayo (ganador) , Olano, Melchor Mauri (ganador) , Ruiz Cabestany, Chiapuchi y Oscar Pereiro son algunos de los muchos nombres que han conocido la dureza de esta carrera.
Olivan se ha marcado este reto para demostrarse a sí mismo que con ilusión y entrenamiento se puede conseguir terminar una de las pruebas más duras del mundo en esa modalidad. Para poder llegar en perfectas condiciones a este reto, desde el mes de noviembre del año pasado, inició un plan de entrenamientos bajo la tutela de un experto entrenador que le ha obligado a abandonar temporalmente a su grupo de amigos de "la grupeta del cierzo" que ya le han bautizado como "el Titan llanero solitario".

Campamento de la prueban donde duermen todos los participantes
Campamento de la prueban donde duermen todos los participantes- Foto Titan Desert

"Acudo a la cerveza de final de entrenamiento", escribe en el grupo de wassap de sus amigos anunciando que no irá un día más. Extraña leer este mensaje ya que han sido miles de kilómetros los que ha compartido con ellos en los últimos años.

La preparación no está siendo nada fácil ya que durante seis días a la semana cumple a rajatabla los entrenamientos, muchos de ellos con varias series en Sierra Mayor, Loarre o Salto del Roldán que le llegan tras la conversación con su preparador.

Su hijo Raúl, que también comparte la afición ciclista, responde otro día más a la pregunta que le formula alguno de los que no ha leído el wasap : ¿Viene tu padre? . La respuesta es la misma desde noviembre: "mi padre sigue sin venir que sigue con sus planes y el entrenador le dice que lo haga solo". La respuesta de los componentes de la "grupeta" es la misma: "vaya tío, que fuerza de voluntad tiene" y, alguno añade: "echaremos en falta otro día más su típica parada al pedalear".

Oliván va ir acompañado  a la Titan Desert de dos buenos amigos. Uno de ellos, Jesús Labena,  ya conoce lo que es hacer la prueba y, además, al más alto nivel ya que el año pasado termino en el puesto 36 de los más de 600 participantes.  Labena  que en la actualidad vive a caballo entre Huesca, Alemania, México y Canada también esta realizando un fuerte sacrificio y el "rodillo" esta siendo su modelo de entrenamiento para poder acompañar a Olivan. Otro amigo que le acompañara es Carlos Ereza que ha compartido estos años muchas aventuras en cicloturistas y muchas horas de pedaleo.

El recorrido es muy exigente por arena, caminos y rutas desconocidas
El recorrido es muy exigente por arena, caminos y rutas desconocidas. Foto Titan Desert

Nacido el 5 de mayo de 1.950, Oliván comenzó a practicar ciclismo en el año 1.992 y lo hizo con el grupo de seguros Vitalicio y que salían desde  la rotonda del Mulo.  Hasta ese momento la bicicleta  era para él  una gran desconocida y, como otros muchos aficionados de la provincia de Huesca, fue la Quebrantahuesos la que empezó a marcar sus retos personales.

A la QH ha acudido en 25 ediciones y no se pierde ningún año la Orbea Monegros de BTT, Puertos de la Ribagorza y la mayor parte de pruebas de la provincia. Ha participado e cicloturistas por toda España como la Indurain, la Perico, Lagos de Covadonga o Musara.

Desde su jubilación hace ya unos años en Mapfre, donde ocupaba el cargo de director de riesgos, cada año realiza en torno a 15.000 kilómetros con la ilusión dice él mismo "de un juvenil". Oliván argumenta que "el tiempo corre en mi contra y cada año que pasa es más difícil ir con los jóvenes".  No obstante, con su casco, gafas y vestimenta ciclista nadie diría que  tiene 69 años ya que siempre esta con los mejores.

Olivan en plena acción en BTT
Olivan en plena acción en BTT

Gran aficionado a la bici, al esquí, al saxofón y a los caballos, que tuvo durante 15 años, quienes le conocen le definen como una persona con una gran capacidad de esfuerzo y, sobre todo, "amigo de sus amigos desde la nobleza".

El "espíritu Titan" : la convivencia de todos los participantes en el mismo campamento y en las mismas condiciones crean vínculos de amistad y solidaridad entre todos los participantes. Es lo que cultiva Oliván también en Huesca en las salidas con sus compañeros. Ahora su gran afición es su nieta de 6 meses de uno de sus dos hijos. Su reto más inmediato terminar la dura prueba en el desierto de Marruecos.

Comentarios