DEPORTES

La magia del Huesca arranca un punto de San Mamés

El conjunto azulgrana empata 2-2 en San Mamés ante el Athletic de Bilbao

Foto del partido disputado entre la SD Huesca y el Athletic en San Mamés
Foto del partido disputado entre la SD Huesca y el Athletic en San Mamés

La Sociedad Deportiva Huesca sigue sin perder en la máxima categoría del fútbol español tras el meritorio empate a dos logrado en San Mamés ante el Athletic de Bilbao. En un encuentro con dos partes muy distintas, el conjunto azulgrana rescata un punto de oro después de ir 2-0 en el marcador, remontado gracias a los goles de Miramón y el Chimy Ávila.

El partido comenzaba con un gol de Samuele Longo en el minuto 7, aunque anulado por un correcto fuera de juego del delantero italiano que batía por bajo al guardameta Unai Simón. Tras ello, el encuentro discurriría con normalidad entre dos equipos bien plantados donde los locales tomarían la posesión del balón en busca de espacios en la defensa azulgrana, clara con sus ideas. Sin embargo, ambos equipos se retiraban a los vestuarios con un 0-0.

Nada más arrancar la segunda parte, Susaeta abría la lata en el minuto 47 gracias al único error defensivo mostrado por la zaga del Huesca hasta el momento. Dejada de primeras por Williams, el futbolista eibarrés cruzaba el balón a las mallas. En el 63, Yuri Berchiche encarrilaba el partido para el conjunto de Berizzo con un llegada desde atrás a pase de Iñaki Williams, poniendo tierra de por medio en un partido a priori controlado.

Sin embargo, el Huesca dio a conocer su característico lema ‘Fieles siempre sin reblar’ cuando Jorge Miramón daba esperanzas a los visitantes. En el 71’, el lateral zaragozano recortaba distancias con un chut potente desde la frontal y fuera del área. El conjunto de futbolistas, tanto del Athletic como del Huesca, perjudicó a Simón a la hora de visibilizar el balón, prácticamente imposible para él.

Con un rival nervioso tras el reciente 2-1, los pupilos de Leo Franco aprovechaban las inseguridades y el nerviosismo de los leones para remontar el partido a falta de pocos minutos para el final. El júbilo y la explosión de alegría llegaba con el golazo del Chimy Ávila para poner el 2-2 en la catedral, que tras un control de espaldas a la meta enchufaba un auténtico golazo con una espléndida volea cerca de la escuadra rival.

Definitivamente, el Huesca hizo valer sus aptitudes en un encuentro lleno de intensidad, ritmo y, sobre todo, goles. Sufriendo hasta el final, la SD Huesca y el más de medio millar de aficionados que presenció el partido se traen un importantísimo punto de Bilbao para seguir invicto en “la mejor liga del mundo”.

Comentarios