sd huesca

La plantilla del Huesca no se rinde

Ferreiro agradece la iniciativa de la afición y espera corresponderles con una victoria ante el Levante el sábado

Longo y Ferreiro en un entrenamiento de la SD Huesca
Ferreiro es uno de los fijos para Francisco

Todo el mundo tiene claro que el encuentro del sábado ante el Levante tiene algo más que tres puntos en juego. Si el Huesca gana demostrará que puede seguir compitiendo por la permanencia en Primera División. Si pierde la situación se complicará demasiado, pero no será definitivo porque todavía quedarán muchos puntos en juego, si bien moralmente sería otro duro golpe a una plantilla que se no quiere rendirse, ni bajar lo brazos, como ha dicho Ferreiro.

Respecto a la afición, el gallego recalcaba que todos los partidos "jugamos con 12 porque la afición está sumando muchísimo. Lo único que tenemos que hacer es darles esa alegría que se resiste".

Ha llegado un momento en el que no se puede "perder el tiempo, las jornadas pasan y seguimos sin sumar" y por ello no quiere que haya excusas este sábado y que todo el mundo esté mentalizado de lo mucho que hay en juego. "No quiero gente en mi equipo que se rinda, y aquí no hay nadie que baje los brazos", así de contundente se mostraba en sus declaraciones David Ferreiro.

El principal problema esta detectado y ahora hay que atajarlo y es que todos los errores en Primera División penalizan y hay que evitarlos. Lo que hay que hacer es ganar, "da igual si es jugando bien o mal, lo importante son los puntos para subir en la clasificación. La realidad es que estamos a cuatro puntos de la salvación". Todo el mundo tiene claro que la permanencia pasa por “hacernos fuertes en El Alcoraz”, como dice el extremo azulgrana.

Sobre el Levante destaca que juegan con un sistema "muy parecido al nuestro, pero tienen mucha artillería arriba. Hay que tener mucho cuidado porque tienen hombres desequilibrantes. Fuera de casa incluso ganaron al Madrid. Pero hay que preocuparse de nosotros mismo y seguir creciendo como equipo", comenta.

El aspecto piscologico también pesa y es momento de que los jugadores den un paso al frente y es que ganar un partido “cambiará la dinámica” y las cosas se verán de otra manera.

Ferreiro es de los convencidos de que hay que luchar con todas las fuerzas y que el vestuario está unido para sacar al equipo de esta situación. El mensaje de Francisco ha calado y ahora hace falta trasladarlo a puntos. Ferreiro está teniendo muchos minutos, se encuentra bien físicamente y con ganas de marcar su primer gol en Primera División. El técnico le ha dicho que tiene que pisar más área y espera que ante el Levante pueda aportar también desde esa faceta en la que el Huesca está teniendo muchos problemas.

Ferreiro, jugador SD Huesca
Comentarios