sd huesca

Míchel: "En mi cabeza está que es una final"

El técnico del Huesca espera que el partido ante el Eibar pueda suponer la primera victoria

Míchel entrenador SD Huesca
Míchel durante el último entrenamiento / Foto SD Huesca

Claro y contundente se mostraba Míchel Sánchez en la previa del partido de este sábado ante el Eibar, a las 14 horas, en el que habla de una final y que así hay que tomárselo. Es cierto que no haber ganado y sobre todo las dos últimas derrotas han hecho daño, como decía el técnico. Ahora toca dar ese paso para conseguir el triunfo y ganar en confianza y sobre todo en tranquilidad. El entrenador recupera a Pedro López y a Mikel Rico para este encuentro, pero no estará Okazaki que todavía no está recuperado de su lesión muscular. Pita Melero López con Arberola Rojas en el el VAR.

La previsión meteorológica marca lluvia intensa tanto durante el encuentro, algo que el técnico azulgrana espera que no altere demasiado el desarrollo del partido: “Las condiciones siempre influyen, y anuncia mucho viento y lluvia, pero esperamos que el terreno de juego esté en las mejores condiciones. Aunque esté blando, esperemos no cambiar nuestra forma de jugar” y veremos si hay que tomar alguna decisión respecto al once, aunque confía en que la previsión no altere los planes.

Míchel tiene claro que el partido hay que tomárselo “como una final, En mi cabeza esta que es una final. No es ni para tener miedo ni para afrontarlo con mucha incertidumbre”, pero considera que hay que ir desde el minuto uno a por los tres puntos. “La idea que tenemos es la de trabajar, pensar en cómo contrarrestarles y hacerles daño. Tener nuestro plan en la cabeza y ejecutarlo 95 minutos”, añadió el entrenador, consciente del valor que tendría la primera victoria.

Hay cosas que mejorar y “ay que ir todos con el mismo objetivo, en la misma línea y con una idea muy clara, sea como sea el partido. Hay momentos en los que tienes más desconfianza, pero debemos estar todos juntos y adaptarte en cada momento a lo que te exige el rival”.

Míchel también habló del Eibar como “un equipo de máxima intensidad, con la presión alta, de hecho, es el equipo que juega con la presión más adelantada, que aprieta muy bien el balón. Con balón practican el pase adelante, el juego por bandas, viajan juntos y lo llevan ejecutando muy bien en los últimos años en Primera. Por eso siguen allí. Les vamos a intentar hacer el partido lo más incómodo posible”.

El choque se disputa a las 14 horas en El Alcoraz donde los azulgrana no conocen todavía la victorias con dos empates ante Atlético de Madrid y Valladolid y la derrota con el Cádiz. Hay que contar que de las ocho jornadas, los oscenses han jugado cinco como visitantes.

Comentarios