sd huesca

Nueva oportunidad para la SD Huesca con el fin de acercarse a la zona alta

Ante la SD Ponferradina, Xisco Muñoz tiene claro que es el momento de dar un giro en casa a la situación para mejorar la clasificación

David Timor ya se encuentra a las órdenes de Xisco Muñoz | Foto: SD Huesca
David Timor ya se encuentra a las órdenes de Xisco Muñoz | Foto: SD Huesca

Nueva prueba importante para la SD Huesca este domingo, que buscará la primera victoria del año en El Alcoraz. A partir de las 18:15 horas, el conjunto azulgrana se medirá a la SD Ponferradina, la máxima revelación de la liga hasta el momento y uno de los equipos más competitivos hasta el momento.

No es ninguna sorpresa que Xisco Muñoz y los suyos tienen ante ellos la oportunidad de dar un gran paso hacia adelante tanto en sensaciones como en resultados. Y es que, después de vencer al Cartagena en la última jornada, ganar en El Alcoraz es la siguiente prueba pendiente para encadenar victorias y hacerse fuerte en su condición de local. Los resultados de los partidos disputados abren la opción de recortar terreno con algunos rivales, así que el partido gana todavía más trascendencia.

El mercado de invierno no es ajeno a los intereses del conjunto oscense, el cual ya se ha reforzado con hasta tres incorporaciones: Lago Junior, Pablo Martínez y David Timor. El centrocampista catalán ya ha entrenado junto al resto del equipo tras la confirmación de su fichaje el pasado viernes. "Públicamente, quiero felicitar a Rubén porque ha hecho un trabajo muy bueno", comentaba ante los medios este viernes acerca del mercado que está acometiendo la entidad. Si los trámites lo permiten podría debutar, al igual que las otras dos incorporaciones.

Además, para un partido tan relevante, parece que podrá contar con toda la plantilla a su disposición, aunque con la duda de Marc Mateu, con muchas opciones de que no llegue. En ese sentido, sería la única ausencia que podría darse el domingo en El Alcoraz.

Y es que, tal y como expresaba el balear, "el equipo se está soltando, cogiendo mucha confianza”. El objetivo es claro: "intentar llevar a la mejor versión al grupo". Y para ello, no ha ocultado que su intención es modificar una vez más el sistema de juego, apostando posiblemente por una formación diferente a la vista en las últimas jornadas. Según sus declaraciones, el Huesca podría volver a dejar atrás la línea de tres centrales y dos carrileros.

Así, consciente de la dificultad del rival, actualmente quinto clasificado con 38 puntos, recalcaba también que "no será fácil y viviremos momentos muy difíciles". "Hemos tenido dos oportunidades para acercarnos. Esta es la tercera y tiene que ser esta”, insistía en la sala de prensa de El Alcoraz con el claro fin de vencer a los de Jon Pérez Bolo. Así, "si cambiamos esta situación en casa, vamos a dar un salto muy importante".

En definitiva, la SD Huesca afronta el choque contra la Ponferradina como un partido más, con tres puntos en juego pero con algo más que eso sobre el césped. Ganarse al aficionado azulgrana de nuevo estará también en juego, al igual que la posibilidad de acercarse a la zona noble y hacerse con un golaverage que podría ser decisivo al final de la temporada.