economía 

Aragón aprueba un presupuesto de 7.444 millones

Este presupuesto es el segundo más alto de la historia de la Comunidad, "para acelerar la recuperación"

Consejo de Gobierno
Consejo de Gobierno

El Consejo de Gobierno ha aprobado el Presupuesto de 2022 para Aragón, que asciende a 7.444 millones de euros, el segundo más alto de la serie histórica de la Comunidad Autónoma.

Los presupuestos que ha elaborado el Gobierno de Aragón para este tiempo marcado por la pandemia (2021 y 2022) tienen un denominador común: la necesidad de atemperar los daños y de vislumbrar sendas de futuro. Pero el tiempo de elaboración de las cuentas generales de la Comunidad Aragonesa en estos dos años ha sido bien distinto y ha estado marcado por circunstancias muy diferentes.

Sanidad, el Departamento con más peso en el presupuesto, con 2.242 millones; Educación, con 1.140,5 millones y Ciudadanía y Derechos Sociales, con 447, aportan los fondos para la protección social. Pero, sin duda, el esfuerzo se va a centrar en las consejerías encargadas de pilotar la recuperación, que crecen 144 millones para impulsar la competitividad de las empresas, el crecimiento económico y el empleo.

Los presupuestos que regirán el año próximo, sin descuidar la protección de la población y su acceso a los servicios básicos del bienestar, se orientarán fundamentalmente al crecimiento de la riqueza. Y lo harán, a través de una transformación económica justa, que no solo debe permitir la recuperación del músculo perdido por el tejido productivo aragonés, sino que debe orientar a la comunidad autónoma hacia un nuevo ciclo económico y hacia una nueva estrategia productiva, sin duda, social, verde y digital, pensada para dar oportunidades a la población más joven y ser más inclusiva.

De esta manera, las cuentas de 2022, conformadas por 6.080 millones de gasto no financiero y 1.364 millones de gasto financiero, se perfilan como instrumento fundamental para gestionar la salida de la crisis y apostar por un futuro más prometedor, son unos presupuestos que contemplan las necesidades de todos los sectores y por ende de todos ciudadanos.

Destaca el aumento de un 63% de las inversiones en el Salud, que alcanza una cuantía de 110 millones (43 más que en el ejercicio de 2021), conformando la mayor cifra inversora en la historia del Servicio Aragonés de Salud.