MEDIO AMBIENTE

Bodegas Care, nuevo ‘maridaje’ con el Centenario del Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido

La marca de vinos Denominación de Origen Cariñena se incorpora al Acontecimiento de Excepcional Interés Público

Firma del acuerdo de patrocinio del Centenario entre el consejero Olona y Concepción Díaz, administradora de Bodegas Añadas.
Firma del acuerdo de patrocinio del Centenario entre el consejero Olona y Concepción Díaz, administradora de Bodegas Añadas.

Bodegas Care se ha adherido al Centenario del Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido. Mediante este ‘maridaje’, la marca de vinos Denominación de Origen Cariñena se incorpora al Acontecimiento de Excepcional Interés Público (AEIP). El acuerdo ha sido rubricado entre el consejo de Desarrollo Rural y Sostenibilidad, Joaquín Olona, y Concepción Díaz, administradora de Bodegas Añadas.

Los vinos de Care proceden de viñedos propios, que suman 100 hectáreas, en un radio de entre 5 y 10 kilómetros desde la bodega. Los viñedos de garnacha, como los de la Finca Bancales, son casi centenarios y forman parte del patrimonio natural y de un paisaje singular de Aragón, por ser únicas en el mundo. Esta materia prima aporta la fuerza, personalidad y carácter a los vinos de Care.

La bodega y la elaboración de los vinos Care se gestó como un proyecto íntegro y novedoso desde la selección del viñedo, hasta la infraestructura de las distintas zonas de elaboración, control y crianza. Su proyecto empresarial responde a un criterio de fusión entre la tradición de una de las regiones enológicas más arraigadas de España y el respeto hacia la vid y la orientación hacia los nuevos estilos de vida. “Care” es el antiguo nombre que utilizaron los romanos para referirse a la ciudad de Cariñena. Al mismo tiempo, en el mundo anglosajón, el término apela al cuidado y el respeto. Su imagen de marca viene determinada por caras, obras originales del artista aragonés Enrique Torrijos.

Comentarios