regadíos

La Comunidad de Regantes Omprío y Valfarta informará sobre las obras de modernización

La inversión supera los dos millones de euros

Monzón
Imagen de Monzón desde la Alegría / Economía

El presidente de la Comunidad de Regantes de Omprío y Valfarta, José Antolín Peirón, ha convocado la Junta General Ordinaria de Regantes para el día 22 de mayo en Pueyo de Santa Cruz para aprobar los presupuestos de 2020 y 2021 e informar sobre la financiación y ejecución de las obras de modernización de regadíos.

También, se propone para su aprobación la sustitución de la tubería, ubicada en la parcelan 140 en Monzón.

Hace un año el Gobierno de Aragón declaraba la urgente ocupación de los bienes y derechos afectados por la ejecución de las obras contempladas en el “Proyecto de Finalización de la Modernización del Regadío de la Comunidad de Regantes Omprío- Valfarta. Las obras consisten en el cambio de riego a pie a riego a presión para 300, 2ha completando las 1.172ha modernizadas en 2.004. La actuación beneficia a 97 propietarios y sólo 32 ha serán con bombeo, ya que el resto se regarán por presión natural. El presupuesto es de dos millones de euros.
Las afecciones son de ocupación de dominio, ocupación temporal y servidumbre de paso y acueducto.
El proyecto se desarrollará en los términos municipales de Pueyo de Santa Cruz, Monzón, Alfántega y Binaced.
Las obras incluyen la ejecución de nuevos ramales de tubería proyectados en PRFV y PVC de varios diámetros comprendidos entre 700 y 300 mm conectados en diversos puntos a la red antigua de modo que, finalmente, será una única red. Los diámetros por debajo de 500 mm se proyectan en PVC y los superiores a 500 mm en PRFV. Se amplía la superficie a regar mediante bombeo en 32 ha, por lo que se prevé la colocación de una bomba adicional al bombeo existente. Se instalarán también 131 hidrantes. El proyecto también incluye una partida destinada a la instalación del telecontrol. La ejecución de las obras proyectadas abarca los
Cabe recordar que por Decreto 89/2019, de 18 de junio, del Gobierno de Aragón, se declaraba de Interés General para la Comunidad Autónoma la iniciativa presentada por la Comunidad de Regantes.