salud pública

La zona oriental de Huesca pendiente de la evolución del rebrote en Lérida

La campaña de fruta incrementa el intercambio de temporeros en la zona lo que supone un  riesgo que los alcaldes combaten con prevención

Lérida
Lérida ve peligrar su pase a la fase 2 / Lérida

La campaña de recogida de fruta en la zona oriental de la provincia de Huesca supone el movimiento de muchos temporeros que, en algunos casos provienen de la zona de Lérida, que ha sufrido un rebrote en la covid-19, lo que ha impedido su progresión a la fase 2 de la desescalada.
Las relaciones laborales con Lérida desde localidades colindantes de Monzón a Fraga, pasando por Binéfar y otros muchos municipios, son muy habituales, por ello lo que pase en la localidad catalana tiene especial seguimiento en la zona. El alcalde de Monzón, Isaac Claver, señala que miran a Lérida para ver cómo evoluciona el rebrote y mantiene contacto con otros ediles como Carmen Costa de Fraga, que muestran su inquietud por el tránsito de temporeros en la zona.

Claver lérida

Isaac Claver, alcalde de Monzón

Juan Latre, alcalde de Binaced-Valcarca, localidad que se encuentra en plena campaña,  reconoce que están trabajando en la prevención junto a otros ayuntamientos, así que al margen de exigir el cumplimiento en medidas de seguridad, tienen habilitado locales para que en el caso de producirse algún contagio se puedan realizar cuarentenas. Por el momento, las cosas se están haciendo bien y no ha habido problema alguno.

Latre briote

Juan Latre, alcalde de Binaced

El edil señala que en la actual campaña hay pocos temporeros que provengan la provincia catalana, así que se sigue el rebrote, pero sin especial preocupación.

Zaidín, Osso de Cinca, Ballobar, Binaced, Alcolea y Albalate de Cinca son los ayuntamientos que tienen preparados locales para atajar cualquier brote de la covid-19.

La Generalitat, cuando daba a conocer los datos del rebrote, apuntaba sin dar nombres a cuatro empresas del sector cárnico, deslizando una posible vinculación con los positivos de Litera Meat de hace un mes, al recordar que aproximadamente el 45% de su plantilla proviene de Lérida. Hay que recordar que las pruebas de PCR arrojaban  15 positivos únicamente, cuestión que ha sentado muy mal en la capital literana, solicitando a las autoridades catalanas que controlen el brote.

En este sentido el ministro de Sanidad, Salvador Illa, declaraba estar tranquilo con la situación en Lérida, ya que se habían tomado las medidas adecuadas para frenarlo.

Comentarios