religión

El Obispado de Jaca suspende las misas y celebraciones

Los templos pueden estar abiertos, explican, “como signo de esperanza”

plaza Catedral Jaca
Catedral de Jaca

El Consejo Episcopal de la Diócesis de Huesca ha tomado una serie de medidas, de carácter extraordinario, por un mínimo de dos semanas y hasta nuevo aviso. Queda suprimida toda la actividad sacramental en los templos y parroquias de la diócesis (misas, bodas, bautizos y funerales), las catequesis, los estudios del Seminario, las visitas turístico-culturales a todos los templos y todas las actividades pastorales-culturales de Cofradías, Movimientos y Asociaciones de Apostolado seglar, entre otras.

El obispo Julián Ruiz dice que, como cristianos, quieren vivir estos momentos con toda responsabilidad. Y añade que los sacerdotes, aunque tengan que celebrar la Eucaristía solos, deben pedir especialmente por las personas enfermas, los que las cuidan y los más faltos de alegría y confianza. Además, invita al pueblo de Dios a que participe espiritualmente de la Eucaristía a través de los medios de comunicación.

Y ante lo impredecible de la situación y su evolución no dan por el momento ninguna indicación respecto a las manifestaciones de la Semana Santa. El obispo ha asegurado que aceptarán con responsabilidad aquello que les pidan las autoridades sanitarias y civiles, y llegado el momento, si fuese necesario, serán creativos para vivir el Misterio Pascual con profundidad creyente.
También han quedado suspendidas las celebraciones de la Eucaristía en las residencias de ancianos, pudiendo ofrecer no obstante otras atenciones sacramentales, y los encuentros previstos en la agenda pastoral diocesana, así como reuniones de los diversos Consejos y organismos arciprestales, a excepción del Consejo Episcopal que continuará reuniéndose para el seguimiento de la situación actual.

Comunicado del Obispo de Jaca
Queridos diocesanos:
Me dirijo a cada uno de vosotros, sacerdotes, religiosos y seglares para comunicaros una serie de medidas necesarias, de carácter extraordinario, que recogen las directrices de las autoridades sanitarias y civiles del Estado y de nuestra comunidad autónoma. Estos criterios entran en vigor desde hoy, por un mínimo de dos semanas, y hasta nuevo aviso. Por tanto, quedan suprimidas:
- las visitas turístico-culturales a todos los templos de la Diócesis.
- las catequesis de niños, jóvenes y adultos en nuestras parroquias.
- todas las actividades pastorales-culturales de Cofradías, Movimientos y Asociaciones de Apostolado Seglar.
- la atención al público de modo presencial en las dependencias administrativas del Obispado de Jaca, el Archivo Diocesano y Catedralicio.
- las celebraciones de la Eucaristía en las residencias de ancianos, pudiendo ofrecer, no obstante, otras atenciones sacramentales.
- los encuentros previstos en nuestra agenda pastoral diocesana, así como reuniones de los diversos Consejos y organismos arciprestales.
El servicio de Cáritas Diocesana se realizará según las medidas adoptadas por dicha institución.
Se suprime la actividad sacramental (misas, bautizos, bodas y funerales) en los templos y parroquias de la Diócesis. Durante los domingos 15, 22 y 29 de marzo los fieles cristianos quedan dispensados del precepto dominical. Invitamos vivamente a todo el pueblo de Dios a participar, espiritualmente y en familia, en las celebraciones de la Eucaristía a través de la televisión o la radio. Los templos pueden estar abiertos como signo de esperanza.
Hemos de vivir estos momentos desde nuestra fe compartida, con sentido de responsabilidad, confiando en el Señor. Agradecemos el servicio permanente y la entrega generosa de todas las personas que colaboran para responder con acierto a estas circunstancias especiales.
Pedimos a santa Orosia que interceda por nosotros, por todos los que sufren, por sus familiares y por todos los profesionales de la sanidad.
Jaca, catorce de marzo de 2020

+ Julián Ruiz Martorell,
Obispo de Jaca

Comentarios