investigación

Carmelo Bosque, impulsor del Instituto de Innovación Gastronómica, defiende su ubicación en Walqa

Ciudadanos sigue apostando por instalar el centro en la UNED de Barbastro tras reunirse la portavoz Beatriz Acín con la responsable de la institución

Las empresas de Walqa siguen con interesantes proyectos de investigación
Imagen de Walqa

"El Instituto de Innovación Gastronómica tiene que estar en el Parque Tecnológico Walqa". Es lo que ha defendido el presidente de la Asociación Provincial de Hostelería, Carmelo Bosque, el principal impulsor inicial de este proyecto, tras la propuesta de Ciudadanos de llevarlo a la UNED de Barbastro. En los micrófonos de Radio Huesca afirmaba que, de la mano del alcalde, "hay que hacerlo. Es nuestro objetivo y no va a cambiar, porque creemos que la mejor ubicación de todo Aragón es Walqa".

BOSQUE 1 INSTITUTO 12

Quien no apoyaba tampoco la iniciativa de los naranjas era el alcalde de la capital, Luis Felipe. "A veces la deslocalización no tiene sentido (...) y Huesca es la capital de la provincia, de excelencia de la gastronomía y restauración", y aseguraba que seguirá defendiendo ante el Gobierno de Aragón que se ubique en su ciudad.

FELIPE 1 INSTITUTO 12

Por su parte, la diputada de las Cortes aragonesas por Huesca, Beatriz Acín, responsable de Universidad de Ciudadanos-Aragón, se reunía este viernes con los responsables de la UNED. La portavoz sigue apostando por esta ubicación, porque considera que es la institución "ideal" para llevar a cabo este proyecto y su responsable, asegura, "se ha mostrado receptiva".

ACÍN 1 INSTITUTO 12

Acín presentó una iniciativa en la Comisión de Ciencia, Universidad y Sociedad del Conocimiento para instar al Gobierno de Aragón a "llevar a cabo los trámites necesarios para valorar la creación de un instituto de innovación gastronómica en el centro de la UNED en Barbastro" y considera inviable ahora vincular el proyecto a Walqa dada "la especialización que poco a poco se va perfilando" en el parque en torno a la "ciberseguridad, la salud y el deporte".

El instituto de innovación gastronómica es una idea que se lleva gestando desde 2019 de la mano de los principales actores de la restauración oscense como un foco de investigación y desarrollo vinculado a proyectos científicos en materia de cocina, nutrición y salud. El proyecto se ralentizó con el estallido de la pandemia de la covid, pero Bosque afirmaba que "se están dando pasos importantes para que el embrión se geste en la capital".