ejército

General Melero: "El acuartelamiento está en condiciones óptimas para vivir y trabajar"

Las deficiencias se van subsanando y para un futuro se prevé que lleguen más inversiones

Imagen del patio de armas del Acuartelamiento Sancho Ramírez, en la jornada de este lunes
Imagen del patio de armas del Acuartelamiento Sancho Ramírez, en la jornada de este lunes


Una vez que la División Castillejos está en Huesca a pleno rendimiento, con su sede en el Acuartelamiento Sancho Ramírez, se han puesto a prueba todas las inversiones que se han realizado desde hace dos años y medio, reacondicionando prácticamente todas las instalaciones, con una inversión de unos 15 millones de euros. Según su jefe, el general de División Carlos Melero, el acuartelamiento está en condiciones óptimas para vivir y trabajar.

Indicaba que, una vez que han comenzado a darle uso, es "como cuando se compra una casa, que una vez entregadas las llaves, se encuentran deficiencias, que se pueden solucionar de forma urgente". Y es que, de los pocos militares que había inicialmente, ya son muchos más. Al principio hubo 80 militares, que pasaron a ser 100 en agosto, y ahora están 400. Poco a poco, y dado que los requerimientos son mayores, se van utilizando más servicios y dependencias del cuartal y aparecen algunas deficiencias, que se van subsanando.

En todo caso, el general Melero aseguraba que en el Sancho Ramírez se dan las condiciones de vida y de trabajo óptimas para poderse dedicar a lo que hacen. Indicaba que los 15 millones de euros iniciales fueron el empuje para el inicio del acondicionamiento del cuartel. De esa inversión, queda todavía por terminar la guardería que se está construyendo y que se prevé que esté lista en un mes. Y hay que adjudicar los tinglados para guardar los vehículos, y el lavadero.

El general indicaba que como todo es "perfectible", y hay cuestiones no contempladas inicialmente, con el paso del tiempo y con la llegada de recursos, se irán proyectando y contemplando más actuaciones.

Comentarios