huesca

El Camping San Jorge abre sus puertas un verano más

En cuanto finalice la temporada de verano el 5 de septiembre, se acometerán obras de mejora en las instalaciones por valor de 100.000 euros

A partir del 5 de septiembre se llevarán a cabo reformas para convertirlo en un camping de segunda categoría
A partir del 5 de septiembre se llevarán a cabo reformas para convertirlo en un camping de segunda categoría

El camping San Jorge de Huesca ha abierto de nuevo sus puertas, el cual estará en funcionamiento hasta el próximo 5 de septiembre. Unas instalaciones que cuentan con más de 60 parcelas para caravanas y tiendas de campaña y que se han adecuado para cumplir con la normativa actual de prevención y seguridad que marcan las autoridades sanitarias.

La concejala de Turismo, Rosa Gerbás, informaba sobra las mejoras que se llevarán a cabo en cuanto termine el periodo de verano, con un valor 100.000 euros.
GERBAS 1 MEJORAS 06

Mientras se mantienen los servicios habituales, se pretende que de cara al futuro pueda haber incluso bungalows
GERBAS 2 CAMPING 06

wer

Su apertura vuelve a tener un carácter positivo después del año y medio sufrido debido a la crisis sanitaria. Un motivo más para acrecentar la atracción turística y veraniega del territorio oscense. Y es que desde las propias organizaciones ya se trabaja en que se el camping adquiera el rango de segunda categoría de cara a un futuro cercano, suponiendo que este pueda estar abierto durante todo el año.

Para ello, una vez finalizada la temporada de verano, se acometerán obras de mejora en las instalaciones por valor de 100.000 euros. Una inversión que está financiada por el Gobierno de Aragón y que en estos momentos ya está en proceso de adjudicación. Entre los trabajos que se llevarán a cabo, como ha destacado la concejala de Turismo, Rosa Gerbás, se encuentra la colocación de una nueva cubierta para el edificio de duchas y vestuarios, el cambio de ventanas del citado edificio y la instalación de nuevos fregaderos y de nuevos puntos de agua potable.

También se acometerá una nueva reparcelación para que todas las parcelas tengan un mínimo de 60 metros cuadrados, requisito necesario para que el camping pueda llegar a ser de segunda categoría. En ese sentido, el número de plazas se verá reducido a 50, aunque con las condiciones más óptimas posibles y con el fin de aunar en el futuro tanto ello como la zona de caravanas.

Entrevista a Rosa Gerbás, concejala de Turismo, sobre el Camping San Jorge