El PP acusa a Luis Felipe de eludir sus preguntas sobre la remunicipalización

El Grupo Popular en el Ayuntamiento de Huesca ha acusado a Luis Felipe de eludir las preguntas del PP sobre el proceso de remunicipalización aprobado en junio por el equipo de gobierno, cuando era todavía un tripartito. En la sesión plenaria correspondiente a ese mes se aprobó continuar la encomienza de la limpieza viaria a GRHUSA hasta la adjudicación a una nueva contratista.

El tripartito tomó esa decisión a pesar de que la citada encomienda ya había sido anulada por el TACPA. Durante el pleno, el portavoz del PP, Gerardo Oliván, intentó en vano que el Secretario municipal aportara información sobre algunos aspectos del acuerdo. El propio Luis Felipe impidió que los ‘populares’ recibieran información en ese momento y por ese cauce. En consecuencia, el PP presentó un recurso escrito que, más de tres meses después, continúa sin obtener respuesta.

Oliván afirma que el silencio del alcalde obedece al temor de que el recurso sea forzosamente favorable, “y el hecho mismo de no responder es el reconocimiento implícito de que adoptó una resolución que no se ajustaba a la ley”. Los ‘populares’ insisten en que Luis Felipe, a pesar de las advertencias de los tribunales, “sigue empeñado en colocar a los trabajadores de una contrata en una empresa pública sin respetar los principios del acceso al empleo público de igualdad, mérito y capacidad”. Tras la ruptura de los acuerdos de gobierno, el PP da por demostrado que “el propio Luis Felipe ha sido desde el minuto cero el instigador de una agencia de colocación a dedo que utiliza los medios públicos con fines partidistas”.

El recurso presentado por el PP, que pedía la anulación de la encomienda a GRHUSA, señalaba varios motivos de carácter legal. Al primero de ellos, la sentencia misma del TACPA, se sumaba la inseguridad jurídica, la carencia de fiscalización, la imposibilidad de prestación por el precio supuestamente acordado y defectos de forma, entre otros aspectos.

Comentarios