huesca

El PP denuncia que Fernando Gállego paralizó verbalmente los trámites de la Feria de Teatro

Gerardo Oliván cree que, si no hay deslealtad de Gállego, el alcalde escenificó una mentira, y pide la dimisión de ambos

Gerardo Oliván, portavoz del PP en el Ayuntamiento de Huesca
Gerardo Oliván acusa a los concejales Ana Loriente y Fernando Gállego de intromisión en el expediente de contratación de la Feria de Teatro


Después de haber tenido acceso al expediente de contratación de la Feria del Teatro, el Partido Popular vuelve a criticar con dureza las formas de actuar de algunos concejales socialistas en el ayuntamiento de Huesca, y les acusa de intromisión política en expedientes públicos. Las órdenes de paralización de un decreto firmado por el alcalde llevan a Gerardo Oliván a pedir la dimisión del concejal Fernando Gállego por actuar a espaldas de Luis Felipe, o al propio alcalde por estar desautorizado para gobernar.

Del expediente de contratación, dice el PP municipal, se desprende que la concejala socialista Ana Loriente ordenó la paralización del concurso el 23 de mayo y Fernando Gállego, también del PSOE, hizo otro tanto el 1 de junio. En el ínterin, solo dos días antes, el propio alcalde había solicitado que el expediente siguiera su curso y firmó el decreto correspondiente. El PP asegura que los concejales socialistas, sin contar con las competencias delegadas y ejecutivas que exige la legislación de Régimen Local para casos como este, ordenaron verbalmente que se detuviera un expediente de contratación pública. Al menos en el segundo caso, esas órdenes verbales implicaban la paralización del decreto firmado por Luis Felipe.

Por ello, el portavoz popular, Gerardo Oliván matiza sus recientes acusaciones de descontrol político en el Ayuntamiento de Huesca, y asegura que la realidad es muchísimo más grave, ya que se demuestra intromisión política en expedientes públicos; son comisarios políticos que dan órdenes verbales, que desdicen los decretos firmados por el alcalde.

Para Oliván solo hay dos conclusiones posibles puesto que “o bien un concejal socialista actuó a espaldas de Luis Felipe, o bien el alcalde firmó un decreto para encargar acto seguido que no se llevara a efecto. En el primer caso, Fernando Gállego debe ser cesado de inmediato. En el segundo, Felipe está desautorizado para gobernar y debe presentar su dimisión”.

El concejal popular opina que el expediente demuestra, como habían anticipado, que dentro de las tres taifas que ‘desgobiernan’ la ciudad existen virreyes que campan a sus anchas, sin liderazgo, sin planificación, y que los hechos van más allá todavía, porque desvelan un clima casi ‘soviético’ en el que los concejales del tripartito atenazan a los técnicos municipales. Añade que Luis Felipe está rompiendo su propio techo de deslealtad e incompetencia, mientras sus propios concejales interfieren en los contratos públicos.

Comentarios