huesca

El puente San Miguel volverá a estar en obras, este lunes, con un modificado del proyecto inicial

Unas catas realizadas en el transcurso de los trabajos mostraron daños estructurales que había que solventar

Estado de las obras del puente de San Miguel en Huesca
Estado de las obras del puente de San Miguel en Huesca
Estado de las obras del puente de San Miguel en Huesca
Estado de las obras del puente de San Miguel en Huesca


La paralización de los trabajos de rehabilitación de la estructura del puente San Miguel en Huesca, que está cortado al tráfico desde el pasado mes de febrero, han provocado no pocas quejas de los vecinos de la zona que no podían acceder en condiciones a sus garajes, así como de muchos conductores. Incluso la oposición llegó a preguntar el porqué de este parón. Finalmente se supo que ha habido que hacer un modificado de la obra, y que las obras se retoman este mismo lunes ya que, aunque festivo, la empresa adjudicataria, Imesapi, S.A., sigue el calendario de su Comunidad Autónoma, donde no es fiesta.

La concejala de Urbanismo, María Rodrigo, recordó que el 14 de febrero se iniciaron las obras de rehabilitación del puente, donde no se había intervenido desde los años 80. Se realizaron catas previas, pero durante el transcurso de los trabajos se realizaron otras, ya sin la tensión del tráfico de vehículos, con las que se detectaron una serie de problemas estructurales, que no estaban contemplados inicialmente en el proyecto, lo que hizo que todo se paralizase durante la Semana Santa, y se realizase un modificado por parte de los servicios técnicos y los responsables de la obra.

Tras aprobar ese modificado, ahora ya están en condiciones de retomarla con toda seguridad, con lo que se espera que en unas tres semanas se pueda reabrir el puente.

El citado modificado ha supuesto un incremento del presupuesto de la obra de unos 23.000 euros, es decir, un 20%. Hay que recordar que se adjudicó a la empresa Imesapi, S.A., por un importe de algo más de 120.000 euros, y un plazo de ejecución de dos meses.

María Rodrigo lamenta las molestias que el corte al tráfico del puente de San Miguel está provocando, pero recuerda que era importante rehabilitarlo, sobre todo por seguridad, y más después de haber comprobado los problemas estructurales que se ha visto posteriormente que tenía.

En un principio, la actuación iba a contemplar la sustitución de los refuerzos inferiores, de chapas de acero, que estaban prácticamente desprendidos. Se iban a sustituir por bandas de fibra de carbono, sin que afectase a la particularidad y valor arquitectónico y patrimonial de este puente. También era necesario limpiar el hormigón y sanearlo en las zonas deterioradas, aplicar inhibidores de corrosión, reparar las fisuras localizadas, restaurar los elementos arquitectónicos, sellar y prolongar los elementos de drenaje.

Hay que recordar que esta actuación de rehabilitación cuenta con apoyo económico estatal a través del 1,5% Cultural para la recuperación y puesta en valor del patrimonio histórico.