cine

La Asociación de Mujeres Cineastas y de Medios Audiovisuales, premio Pepe Escriche del Festival de Cine

Esta asociación trabaja por la presencia igualitaria de las cineastas y profesionales del sector audiovisual

Mujeres componentes de CIMA, la Asociación de Mujeres Cineastas y de Medios Audiovisuales
Mujeres componentes de CIMA, la Asociación de Mujeres Cineastas y de Medios Audiovisuales


La Asociación de Mujeres Cineastas y de Medios Audiovisuales (CIMA) recibirá el Premio Pepe Escriche de la 49ª edición del Festival Internacional de Cine de Huesca. Esta entidad profesional nacida en 2006 tiene como objetivos principales: fomentar una presencia igualitaria de las cineastas y profesionales de la industria, y contribuir a una representación equilibrada y realista de la mujer dentro de los contenidos del medio audiovisual. El certamen altoaragonés quiere destacar así su labor por y para las mujeres dentro del sector, así como su capacidad de promover su presencia paritaria y fomentar una imagen más real, no sesgada, y alejada de estereotipos sexistas.

La organización fundada por profesionales como Cristina Andreu (su actual presidenta), Iciar Bollaín, Isabel Coixet, Judith Collel, Ana Díez, Chus Gutiérrez, Daniela Féjerman, Patricia Ferreira, Eva Lesmes, Laura Mañá, Josefina Molina, Cayetana Mulero, Inés París, Dolores Payás, Helena Taberna, María Ripoll, Manane Rodríguez, Mireia Ros, Nieves Maroto, Virginia Yagüe y Teresa de Pelegrí; cuenta actualmente con casi 700 socias, representación nacional y delegaciones en Andalucía, Cataluña, Canarias, y Baleares. Directoras de cine y tv, guionistas, productoras, actrices, montadoras, compositoras y representantes de los distintos departamentos creativos o técnicos constituyen esta entidad transversal y plural. La propia asociación afirma que no es en exclusiva de mujeres y consideran indispensable la vinculación de los compañeros del sector para alcanzar el objetivo de la igualdad plena.

El papel de CIMA en la actualidad es clave para impulsar la visibilidad de profesionales suficientemente cualificadas y formadas, algo esencial que proporcione referentes para las nuevas generaciones y genere por tanto un relevo natural. Su labor se extiende a todos los campos laborales, un trabajo para equilibrar las desigualdades históricas y el asalto a todos los puestos creativos y técnicos del oficio. “Nuestra cinematografía no será ni completa ni real si no cuenta con la mirada de las mujeres” afirman desde su junta directiva.

El trabajo activo de la asociación y su interlocución con instituciones y organizaciones (estatales y autonómicas) ha dado lugar a múltiples iniciativas como la muestra “Mujeres que no lloran” en colaboración con la Academia de Cine, “CIMA en Corto”, tertulias o programas como “CIMA Mentoring” (de asesoría personalizada) y “CIMA Impulsa”, que promover el desarrollo de proyectos escritos por guionistas mujeres, noveles o con experiencia, para facilitar así su acceso a la industria audiovisual.

CIMA se une al listado de personas e instituciones galardonadas con este reconocimiento. La Escuela de San Antonio de los Baños, el Festival Internacional de Cine de Morelia, la Filmoteca Española, el programa Ibermedia, la Academia de las Artes y las Ciencias Cinematográficas de España o la Catedra Bergman de la Universidad Autónoma de México el pasado año, son solo algunos de los nombres que conforman el elenco de premiados.

El Premio Pepe Escriche se instauró en 2009 como homenaje y para perpetuar la memoria del fundador de la cita altoaragonesa: José María Escriche; una persona que impulsó lazos culturales entre España y el resto del mundo a través del cine y la cultura. El trofeo, obra del escultor y diseñador Isidro Ferrer (Premio Nacional de Diseño y de Ilustración), es una navaja cuyo filo representa un fragmento de celuloide. Este galardón es el primero que revela la organización y junto al Premio Ciudad de Huesca Carlos Saura y el Premio Luis Buñuel conforman el trio de homenajes que cada edición distinguen importantes nombres y entidades del séptimo arte.