cultura

La Feria Internacional de teatro y Danza introduce una perspectiva de género en su XXXII edición

Los actos comienzan el lunes 24 de septiembre y se alargan hasta el jueves 27

De izquierda a derecha, Berta Fernández, Yolanda de Miguel, Ignacio Escuin y Jesús Brun
De izquierda a derecha, Ignacio Escuin, Berta Fernández, Yolanda de Miguel y Javier Brun

La Feria Internacional de Teatro y Danza de Huesca celebra su trigésimo segunda edición del 24 al 27 de septiembre marcada por la introducción de una perspectiva de género. El certamen, nacido en 1986, está organizado por el Ayuntamiento de Huesca, la Diputación Provincial de Huesca, el Gobierno de Aragón y el Ministerio de Cultura.

La programación incluye 31 espectáculos procedentes de países como Francia, Argentina, Reino Unido y Dinamarca, además de España. En el ámbito nacional participan 10 de las 17 Comunidades Autónomas: Aragón, Andalucía, País Vasco, Canarias, Baleares, Valencia, Extremadura, Madrid, Cataluña y Murcia. Para el programa, se han seleccionado menos del 3% de las 1.137 obras recibidas, de las cuales 10 espectáculos son de danza, 11 de teatro, 7 de nuevo circo y 3 de música. 

Estas propuestas pretenden corregir los desequilibrios que se producen en otras exhibiciones artísticas en el territorio nacional Javier Brun, director de la Feria.
BRUN 1 FERIA 13

Dice lo mismo que dos párrafos más abajo

Una de las aspiraciones del certamen consistía en contribuir a la existencia de un papel igualitario entre creadores y creadoras que ha estado cerca de conseguir, ya que participan un 45% de autoras, un 44% de directoras y un 63% de intérpretes femeninas. Para el director de la feria, Jesús Brun, no se busca “subirse a un caballo ganador”, refiriéndose a la perspectiva de género, sino que se trata de un tema que se encuentra presente en la sociedad.

Brun afirmaba que la feria busca corregir los "desequilibrios" que se producen en otras exhibiciones en el territorio nacional, "en las que hay demasiado gusto por no asumir riesgos artísticos, buscar nombres conocidos, no trabajar lo internacional e ir a disciplinas fáciles de asimilar" y añadía que "nosotros nos hemos caracterizado por navegar un poco a contracorriente y ser el pepito grillo de los programadores de este país".

La feria cuenta con un presupuesto de 230.000 euros, una cuantía algo mayor que en años anteriores por la mayor imputación de Fondos Europeos y por el aumento del presupuesto del Gobierno de Aragón.

Comentarios