ejército

La USAC seguirá dando servicio al cuartel Sancho Ramírez cuando esté en funcionamiento

Los 700 militares y civiles irán llegando de forma escalonada a partir de finales de este primer semestre

El teniente coronel Amancio Gómez, recibiendo información sobre trabajos del cuartel
El teniente coronel Amancio Gómez (a la derecha), recibiendo información sobre trabajos del cuartel


Las obras que se están realizando en el acuartelamiento Sancho Ramírez servirán para acoger la llegada de la División Castillejos que, dentro de un año, tendrá instalado en Huesca el grueso de sus unidades, aunque pueda seguir llegando personal en los meses e incluso años siguientes. En todo caso, el trabajo de la USAC, la Unidad de Servicios del Acuartelamiento, permitirá que a finales de este primer semestre del año lleguen las dos primeras unidades. Se trata de una Unidad que seguirá presente en el cuartel cuando este esté a pleno rendimiento.

Los plazos son que a finales de este primer semestre, lleguen a Huesca, tanto el batallón del Cuartel General de la División Castillejos como el propio Cuartel General, y en el segundo semestre será cuando llegue el Batallón de Transmisiones que dará servicios de transmisiones a este cuartel. El general de División, González Valerio, que será el responsable, dividirá su trabajo entre Madrid y Huesca en las primeras fases de apertura.

El teniente coronel Amancio Gómez destacaba que el número total de ocupación del acuartelamiento será de unas 700 personas, entre militares y civiles. Su llegada será escalonada. En la actualidad hay 40 personas en el acuartelamiento, que forman parte de la USAC. En breve se incorporará una veintena de militares más, y se espera que en los próximos meses vaya llegando escalonadamente el resto del personal.

Mientras, la USAC trabaja para asegurar que el cuartel esté en perfectas condiciones cuando llegue el momento. Según explicaba su responsable, el teniente coronel Amancio Gómez, las Unidades de Servicios dotan de distintos servicios a los acuartelamientos o a las bases. Como en este caso el cuartel ya no tenía ninguno, entre sus atribuciones se encuentra la puesta en marcha, entre otras cuestiones, de los servicios de seguridad o alimentación que se necesitan para hacer la vida diaria en las bases.

En todo caso, la USAC no se disolverá cuando entre en funcionamiento la División Castillejos. De las unidades que hay en los acuartelamientos, la USAC no solo está creada para preparar la acogida de quienes lleguen y acondicionar las instalaciones, sino que son unidades que proporcionan esos servicios de forma constante, y se mantienen a lo largo del tiempo. Sí que su responsable, el teniente coronel Amancio Gómez, deberá dejar el mando, porque tienen un plazo de trabajo de 3 años, tras lo cual pasan a otro destino. Su marcha está prevista para finales de 2020.

Comentarios