patrimonio

Los Amigos de Montearagón piden un plan de acción para el castillo

Apuestan por elaborar una guía de actuaciones futuras recopilando las diversas técnicas reconstructivas

Antonio Turmo y Javier Belenguer
Castillo de Montearagón

El presidente de la Asociación de Amigos del Castillo de Montearagón, Antonio Turmo, ha llevado a la Comisión de Comparecencias Ciudadanas y Derechos Humanos la situación actual de este monumento del siglo XI, declarado Monumento Nacional, que sigue presentando problemas de estabilidad y a su juicio "necesita un plan para darlo a conocer a los aragoneses".

Turmo ha reclamado de las Cortes de Aragón una actuación "para que el Gobierno de Aragón genere un patrocinio sobre los reyes privativos de Aragón (aquellos monarcas anteriores a la constitución de la Corona de Aragón en 1137) en un momento en el que regiones vecinas utilizan la historia como arma arrojadiza". En esa línea, ha sugerido "realizar excavaciones en la cripta porque se necesita hacer una prospección más exhaustiva". También ha apostado por elaborar “una guía de actuaciones futuras recopilando las diversas técnicas reconstructivas que se han empleado en la reparación de Montearagón".

El presidente ha reclamado también mejoras en el acceso "porque ahora mismo la pista que hay no permite el paso de un autobús grande", así como dar continuidad a anteriores trabajos de iluminación y llevar hasta allí el agua. Turmo ha recordado que la asociación, formada por 220 socios, nació en 1995 de la mano de Manuel Tresaco ante los continuos derrumbes que sufría entonces la construcción. "Nuestro objetivo siempre ha sido que los ciudadanos de la hoya de Huesca volvieran la cara hacia su castillo, así como frenar la ruina que se estaba produciendo. Había que mantener una ruina que al menos fuera digna", ha confesado. A lo largo de estos años este colectivo ha organizado diversos actos para promover el conocimiento y la divulgación de la construcción así como del entorno. Sus iniciativas han avanzado de la mano de los responsables políticos, desde la propiedad, dependiente del Ministerio de Cultura, la dirección de Patrimonio y Cultura del Gobierno de Aragón y el Ayuntamiento de Quicena, que según Turmo, "este año ha firmado un convenio de gestión parcial para agilizar diversos trámites".

Por su parte, el alcalde de Quicena, Javier Belenguer, ha intervenido para criticar la falta de atención por parte del Gobierno de Aragón, a quien envió una carta contando la historia del monumento y solicitaba una reunión con el presidente Lambán, "pero todavía no hemos tenido respuesta", ha asegurado. Belenguer ha confesado que siente tristeza porque "costó dieciocho días conseguir que nos recibieran en Madrid, mientras que para poder reunirnos con la Diputación Provincial de Huesca tardamos cinco meses".

Comentarios