HUESCA

Los vecinos del Perpetuo Socorro colocan una primera piedra simbólica del centro de salud

El barrio del Perpetuo Socorro no quiere que la reivindicación y el compromiso caigan en saco roto, por lo que realizaban esta actuación

Primera piedra simbólica centro de salud Perpetuo Socorro
Una primera piedra simbólica del centro de salud del Perpetuo Socorro

Tras más de diez años de reivindicación, la Coordinadora de Asociaciones del barrio del Perpetuo Socorro colocaba este sábado una primera piedra simbólica del Centro de Salud previsto para el solar de la antigua cárcel. Lo hacían en una jornada de convivencia, con buen ambiente, disfraces y con la participación de diversos colectivos como Huesconswing y el Coro Universidad Ciudadana.

Reivindicación Centro Salud Perpetuo Socorro
Participaban vecinos y colectivos en esta reivindicación del centro salud del Perpetuo Socorro

Consideran necesario y urgente el centro de salud para la zona este de la ciudad de Huesca para dar cobertura sanitaria tanto a los vecinos de este barrio como también a los de Santo Domingo y San Martín. Recuerdan que la población que atiende el Centro de Salud Perpetuo Socorro es de 16.000 habitantes, la tercera parte de la ciudad de Huesca. El Centro tiene mucha demanda asistencial ya que su población, por sus características socioeconómicas, socio-culturales y socio-sanitarias, es altamente demandante y los profesionales soportan mucha carga asistencial.

Además, insisten en la precaria situación de las instalaciones actuales con locales pequeños y la división en dos del Equipo de Atención Primaria, para adaptarse al espacio existente.
Hay quejas también por las consultas de la ubicación actual, en el Paseo Ramón y Cajal, indican que son en, muchas ocasiones, francamente pequeñas, a veces sin ventilación, e incómodas para el profesional y el paciente. Igual ocurre con las salas polivalentes: Urgencias, Extracciones, Pruebas funcionales, Cirugía menor. Los residentes no disponen tampoco de consultas. Las salas de espera son reducidas, carentes de la mínima separación entre ellas. Solamente hay unos baños para los pacientes y sin adaptar a personas con movilidad reducida. El área de admisión, situada a la entrada, adolece de falta de espacio y no permite ningún tipo de confidencialidad.

La accesibilidad desde el exterior es difícil y complicada. Una población dividida en dos locales, con la pérdida de continuidad asistencial de los pacientes y de la visión integral de la Atención Primaria. Un Equipo dividido con escaso contacto entre ellos.

Comentarios